CAPITULO VII - LAS INVASIONES BARBARAS


CAPITULO VII (155)

LAS INVASIONES BARBARAS
  
Suevos cruzando el río Rin junto con otros pueblos bárbaros el 24 de diciembre del 406
  
Los Celtas - Los Queruscos - Constantino II - Constante - Magnencio - Constancio II - Juliano II - Joviano - Valentiniano I - Valente - Los Pueblos Germánicos - Los Hunos - Autorización Imperial a las Migraciones - Los Godos - Adrianópolis - Teodosio I - Honorio - Alarico - Aecio - Valentiniano III - Petronio Máximo - Los Alamanes (Los Suevos) - Los Vándalos - Los Alanos - Los Sajones - Los Lombardos (Longobardos) - Formación de los Estados Pontificios - Los Francos - Clodoveo I - La Francisca - La Ley Sálica - Odoacro - Viriato - Quinto Sertorio - Guerras Sertorias - Las Invasiones a la Península Ibérica - Los Visigodos - El Conde Don Julián - Las Baleares - Abderramán III - Averroes (Ibn Roshud) - Maimónides (Rabí Mosheh ben Maimon) - Santiago de Compostela - Santiago Matamoros - El Cid Campeador - Alfonso VI - Cantabria - Don Pelayo - Navas de Tolosa - 

Para los pueblos germánicos que soportaban oscuras frías y largas noches de invierno, introducirse en el Imperio significaba conseguir una mejor calidad de vida. Al instalarse como un pueblo romanizado conseguían mejores viviendas, alimentos y seguridad. Las bajas temperaturas en Eurasia, a partir del siglo V favorecieron las migraciones masivas, tanto en Europa como en Asia central.

Las migraciones actuales mantienen una constante; navegar con riesgo el Mediterráneo para llegar a Europa o inmiscuirse en los Estados Unidos constituyen una réplica actualizada de las invasiones de los bárbaros al Imperio romano.

Las pestes, la corrupción y los excesivos gastos militares debilitaron a los romanos,, las fronteras del imperio se descuidaron y las invasiones se sucedieron, muchas veces toleradas. Los pueblos bárbaros buscaban buenas tierras más cálidas para cultivos y un clima menos severo, y también aprovechar las tecnologías de la civilización romana.
No todos los pueblos bárbaros se conducían de la misma forma. Algunos cruzaban las fronteras del imperio para saquear. Las fronteras las conformaban los ríos Danubio y Rin, y las altas cumbres de loa Alpes.

Los pueblos germánicos aportaban nuevos dioses que se incorporaron al panteísmo romano. Muchos bárbaros fueron reclutados como legionarios, y los más imprudentes fueron esclavizados.
También aportaron al imperio nuevas razas de animales domésticos y algunas técnicas agrícolas, incluyendo nuevos cultivos y artes de pesca.


Migraciones de los visigodos

El imperio romano, al dar lugar a los pueblos invasores, se fragmentó. Se establecieron como foederati *, conservando rasgos culturales y asimilando la cultura y la lengua latina.

Los bárbaros mantuvieron cierta independencia de Roma, originando reinos que se convirtieron en estados independientes, originando el feudalismo que se mantuvo durante la Edad Media.




* foederatus (en plural foederati) equivalía a ser un estado asociado al Imperio Romano.
Los foederati no eran considerados colonias romanas. 
Se les concedía ciudadanía romana, y se esperaba que podían integrar legiones o soldados auxiliares en los ejércitos romanos. A cambio de las tierras que ya ocupaban, y de un convenio de asistencia mutua de perpetuidad ante agresiones.

La palabra foederati se utiliza en las lenguas romances actuales, en las voces federación o federalismo.
  


Los Celtas

El nombre celta fue impuesto por los griegos (keltoi) al conjunto de tribus europeas que poblaron Europa desde las Islas Británicas hasta el Asia Menor. El término celta no es étnico, no existe una etnia celta como se adjudican escoceses, irlandeses, gallegos, galeses y otros pueblos.
Una de las ramas de las lenguas indoeuropeas es el celta.

La cultura celta se extendió durante la edad del hierro por Europa. Los arqueólogos contemporáneos encontraron numerosas villas celtas. 
Los yacimientos arqueológicos de Hallstatt (Austria) indican que desde el 5000 a.C. se trazaron rutas comerciales del centro europeo hasta el Mediterráneo Oriental intercambiando ámbar, estaño y principalmente sal por artículos suntuarios como alfarería fina, cerámicas griegas, y algunos objetos desde la India.

La cultura de La Tène es una cultura perteneciente a la Edad del Hierro, también conocida como Edad del Hierro II.

Es una cultura mayoritariamente celta, cuyo núcleo está en los Alpes, aunque en su apogeo terminará por extenderse por el centro de Europa, Francia, oeste de la península ibérica, islas británicas y parte del este de Europa.
  
Cultura prehistórica celta de La Tène en la edad de hierro

El término celta no es por lo tanto étnico ni arqueológico, pues muchos de los pueblos que hablaron lenguas célticas, caso de los Goidelos de Irlanda, nunca llegaron a participar de las corrientes culturales materiales de Hallstatt o La Tène.

Existe sin embargo un concepto más restringido del término, referido en este caso a los llamados celtas históricos, entendidos estos tradicionalmente como el grupo de sociedades tribales de Europa, que compartieron una cultura material iniciada en la primera Edad de Hierro (1200 - 400 a.C.) en torno a los Alpes (período Hallstatt) y más tarde en el hierro tardío (período La Tène), y que fueron así llamados por los geógrafos griegos y latinos. En este grupo se adscriben los celtas continentales de la Galia, norte de Italia, Alemania y Bohemia, los celtíberos de Iberia, los gálatas de Anatolia, este y centro de Rumanía y, ya con mayores reticencias por parte de los historiadores británicos e irlandeses, los celtas insulares.

  
 Carnix celta
El carnix era un instrumiento de viento de origen celta.  Se ejecutaba como una trompeta, construido en bronce, y se utilixó por los bárbaros en batalla para intimidar al enemigo.
Se suspendía verticalmente y su campana representaba la cabeza de un jabalí.
Construido en bronce, los celtas lo utilizaron desde el año 300 a.C. Fue un instrumento muy difundido hasta el año 500 aproximadamente.

  
Torque galo - Se trata de un collar típicamente celta, de cuerdas de metal trenzadas (oro, bronce o cobre, y en muy pocos casos plata).

En el este europeo las tribus celtas habían llegado al Danubio, cuando se dirigieron a Bulgaria se encontraron con Alejandro Magno, que realizaba una campaña militar en esa misma zona. El célebre macedonio recibió una embajada en el 335 a.C. e intercambió tratados de paz con ellos. El juramento de los celtas estipulaba que la alianza con Alejandro existiría hasta que "el cielo se desplomara". En Irlanda, 1000 años después, los celtas utilizaban esa misma fórmula para dar su palabra de honor: "nosotros guardaremos fidelidad a menos que el cielo caiga y nos aplaste o que la tierra se abra y nos trague o que el mar se eleve y nos sumerja". De estos juramentos - y otros similares - se desprende la creencia que sólo temían los celtas era que el cielo cayera sobre sus cabezas.

Después de la muerte de Alejandro, en el 323 a. C., su enorme imperio se fragmentó, por lo tanto también se debilitó, y dejó las riquezas de Grecia al alcance de los guerreros celtas que por ese motivo avanzaron hacia el sur.

Una cruz celta es un símbolo que combina una cruz con un anillo que rodea la intersección. El símbolo está asociado con el cristianismo celta, aunque tiene orígenes pre-cristianos más antiguos.
   
En el año 279 a.C. los griegos llamaron Gálatas a los celtas que amenazaron el santuario de Apolo, en Delfos. El ataque fracasó por una combinación de resistencia griega y desastres naturales - según contó el historiador griego Pausanias - consistentes en un terremoto acompañado por rayos, truenos y una terrible tormenta seguida de una cruda noche de heladas y nevadas, además del desprendimiento de rocas de las montañas
Como los celtas sólo temían a que el cielo cayera sobre ellos, se retiraron.

El mismo jefe de los gálatas, Brennos, resultó gravemente herido en el asalto a Delfos y, desesperado, se suicidó bebiendo una gran cantidad de vino puro, escribió Pausanias.
Estos celtas causaron una enorme impresión en los griegos, que describen su bravura con admiración: "tanto desprecian la muerte que combaten desnudos a excepción de un cinto".

    
Entrada de los hunos en Roma
Ulpiano Checa (1860 - 1916) - Museo Nacional del Prado - Madrid


Los Queruscos

Arminio (Hermann o “guerrero”) nació el año 16 o 17 a.C. y su padre, jefe querusco, consintió que fuera enviado a Roma para su educación. Augusto entendía que educando en Roma a hijos de jefes de pueblos oprimidos (aliados o vencidos) sería más rápida la pretendida romanización para integrarlos al Imperio romano.

A los 20 años Arminio se destacó como militar romano al frente de un destacamento de queruscos en las guerras del Imperio en Panonia. Se le otorgó la ciudadanía romana y se le envió como auxiliar al General Publio Quintilio Varo que intentaba vencer y colonizar las tribus germanas ubicadas al este del Rin.
Varo era yerno de Agripa, y había sido propretor en Siria, donde se había comportado cruelmente con la población. Augusto le adjudicó tres legiones a Varo, seis cohortes auxiliares y tres alas de caballería, unos 20.000 soldados de los que ninguno regresaría a Roma.

Al llegar Arminio a Germania observó las injusticias con que trataba Varo a su pueblo, esquilmando a los queruscos con impuestos, tratando a la población con latigazos y castigando a los líderes con crucificciones.
Así Arminio, después de convencer a los queruscos, en el año 9 convenció a Varo de enviar sus legiones a sus fortificaciones de invierno por el camino del bosque de Teutoburgo.
Aliados con los marsios, bructerios y chattis (otros pueblos germanos) emboscó a las legiones, y después de una batalla de tres días las aniquiló.
Varo se suicidó, y su cabeza fue enviada a Augusto. Un sobreviviente, Casio Querea, relató la Batalla de Teutoburgo.
  (Capitulo V - El Imperio Romano -  Arminio-Hermann).
  
---------------------------------------------------------------------------------------


Constantino  (Flavio Valerio Aurelio Constantino​)
(272 - 337)

Constantino (Capítulo III - Las Religiones - Constantino y Capítulo V -El Imperio Romano - Constantino) nombró a Constantino II su comandante de campo durante la campaña de 332 contra los godos.

Constantino murió el año 337 en Nicomedia (Izmit - Turquía). Fue sucedido en el Imperio por los tres hijos de su matrimonio con Fausta: Constantino IIConstante y Constancio II, quienes se aseguraron su posición mediante el asesinato de cierto número de partidarios de Constantino. 

División de Constantino

Constantino II (Flavio Claudio Constantino)

(316 - 340)

Constantino II apoyó la ortodoxia nicena contra el arrianismo, mientras su hermano Constancio era partidario del arrianismo. En el año 340 Constantino II invadió Italia para combatir a Constane pero fue muerto en la batalla de Aquilea, y Constante quedó gobernando algo más que el Imperio Occidental.


Constante (Flavio Julio Constante)
(320 - 350)

En el año 341 renovó la prohibición establecida por Constantino de realizar sacrificios paganos y de la práctica de la magia, que también aprueba Constancio.
Al año siguiente determina el cierre, sin destrucción, de templos paganos, ya abandonados.


Promulgó una ley contra la homosexualidad pasiva, castigando con la muerte "al hombre que se acopla como si fuera una mujer". Siendo Constante, homosexual activo, considera que la sumisión es indigna de los hombres libres.
En el año 350, el general Magnencio se declaró emperador. Las legiones occidentales lo apoyaron y Constante huyó para salvar su vida, pero fue muerto en una fortaleza de la Galia cerca de los Pirineos.

  

Magnencio (Flavio Magno Magnencio)
(303 - 353)

Magnencio se atrajo rápidamente la lealtad de las provincias de Britania, Galia e Hispania, en parte porque probó ser tolerante hacia los cristianos y paganos.
Su ejército y el de Constancio se encontraron en la Batalla de Mursa Major  (Osijek - Croacia) en 351; que fue una de las mayores y más sangrientas entre dos ejércitos romanos. 

Magnencio guió a sus soldados en la batalla, mientras que Constancio pasó el día rezando en una iglesia cercana. A pesar del heroísmo de Magnencio, sus tropas fueron vencidas y forzadas a retroceder hasta la Galia
La caballería pesada de Constancio decidió esta batalla, derrotando a los legionarios de Magnencio, lo que indicaba que una nueva fuerza militar (la caballería) se imponía exitosamente. 
También en la batalla habría un componente religioso, porque Constancio, devoto cristiano, venció a Magnencio, que había restaurado derechos a los paganos
En el momento que el imperio necesitaba tropas para defender sus fronteras, en la batalla se perdieron  más de 100.000 efectivos imperiales.
Magnencio hizo un asalto final en 353 en la Batalla de Mons Seleucus, tras la cual se suicidó cayendo sobre su espada.


Constancio II (Flavio Julio Constancio Augusto) 
(317 - 361)
 

​Poco después de la muerte de su padre, Constancio ordenó una matanza para acabar con los descendientes del segundo matrimonio de su abuelo paterno, Constancio Cloro.
La matanza acabó con dos tíos de Constancio y con seis de sus primos. La masacre solo dejó como parientes masculinos sobrevivientes de Constantino el Grande a Constancio y a tres primos: Constancio GaloJuliano, y Nepociano.

Constancio se dirigió hacia el este, a Antioquía, para resolver la guerra con Persia. Mientras  Constancio estaba lejos de la frontera oriental a comienzos del 337, Sapor II (gobernante imperial de los sasánidas) reunió un gran ejército que incluía elefantes de guerra, y lanzó un ataque a territorio romano, arrasando Mesopotamia​ y asediando Nísibis (Nusaybin - Turquía),.
Constancio en contraataque derrotó a las fuerzas persas. También a lo largo del Danubio derrotó a varias tribus germánicas.

Constancio elevó a su último primo superviviente, Juliano, al rango de César.
En los siguientes años Juliano luchó contra las tribus germánicas que trataban de introducirse en el imperio. 

Juliano llegó a Vienne (Poitiers - Francia) y desde allí se dirigió a la amenazada Autun (Borgoña - Francia), donde llegó a fines de junio de 356, y después hacia Troyes (Campaña - Francia), librando escaramuzas. Ese mismo año logró una paz con los francos. Después reagrupó sus fuerzas en Reims y marchó hacia el Rin librando varios combates hasta alcanzar Colonia Agripina (Colonia - Alemania), que fue reconquistada ese mismo año.
En el año 361, después de su exitosa campaña contra los germanos,  Juliano aprovechó sus éxitos para solicitar la dignidad de Augusto, que no le fue concedida.

Constancio reunió sus fuerzas y partió hacia el oeste. No obstante, cuando estaba llegando a Mopsuestia, en Cilicia, se encontraba gravemente enfermo y no sobrevivió para enfrentarse a Juliano, que pretendía ser emperador. Consciente de que su muerte estaba próxima, Constancio se hizo bautizar por el obispo de Antioquía, que era un arriano, y posteriormente declaró que Juliano era su sucesor legítimo. Constancio II murió el 3 de noviembre del 361
 


Juliano II - Juliano el Apóstata (Flavio Claudio Juliano) 
(331 - 363)

Al ser nombrado emperador, renegó públicamente del cristianismo, declarándose pagano y neoplatónico, motivo por el cual fue tratado de apóstata
Aunque su gobierno imperial fue breve, Juliano ha provocado el interés entre historiadores por su intento de restaurar el paganismo en el Imperio Romano.

El imperio era cristiano, particularmente en las grandes ciudades de Constantinopla y Antioquía, donde estableció su residencia y trató de favorecer la ciudad para ganarse su población, lo que no consiguió.
Su concepción filosófica se basaba en el neoplatonismo, el pitagorismo y otras doctrinas esotéricas ligadas al misticismo. 
En su modo de ver las religiones, concedía gran importancia a los populares misterios de Atis y Mitra y a la adivinación del futuro.

Sus críticas al cristianismo se basaban en la discordancia entre los evangelios y la oposición entre el monoteísmo y la trinidad. Existían más de 50 diferentes evangelios cristianos.


Juliano el Apóstata murió de regreso de una campaña contra los persas en el año 363, herido de muerte en una pequeña batalla. Le sucedió en el mando de las legiones un militar panonio, Joviano


Joviano (Flavio Claudio Joviano)
(332 - 364)

Fue nombrado emperador por el ejército, el 26 de junio del 363 cuando murió Juliano por una herida de flecha. En el año 363 restableció oficialmente el cristianismo, ya muy arraigado entre las masas populares.
Joviano era cristiano, y abolió las disposiciones de Juliano en contra de la Iglesia Cristiana.
En un edicto imperial, ordena la pena de muerte para todos los que rindan culto a sus dioses ancestrales o practiquen la adivinación.

Tres decretos diferentes ordenan la confiscación de todas las propiedades de los templos paganos y castigan con la muerte la participación en rituales paganos, incluyendo los privados.

Joviano se retiró con las tropas de Persia, después de ser conminado a firmar un tratado de paz por Sapor II, El tratado fue considerado como una deshonra y un gran desprestigio para Joviano, que entregaba cinco provincias romanas a cambio de seguridad en su retirada a territorio romano.
En el año 364, en su regreso a Constantinopla, Joviano fue encontrado muerto en la cama en su tienda.


Valentiniano I (Flavio Valentiniano) 
(321 - 375)

Una vez culminado el retiro de tropas de las provincias de Oriente los generales designaron Augusto a un reconocido militar miembro de la Guardia Imperial, Flavio Valentiniano.

Fue elegido emperador cuando tenía 44 años por los oficiales del regimiento de Nicea, en Bitinia, el 28 de febrero de 364, y poco después nombró a su hermano Valente como coemperador.

Imperio Romano de Occidente (Valentiniano) - Imperio Romano de Oriente (Valente)

A partir de esta fecha se puede considerar la definitiva división del Imperio entre Oriente y Occidente:
Valente, Emperador de Oriente con capital en Constantinopla y Valentiniano, Emperador de Occidente, con capital en Milán.

Durante el gobierno imperial de Valentiniano I hubo guerras en África, Germania y Britania, y Roma empezó a tener graves conflictos con los pueblos bárbaros.
En 374, se firmó la paz con Macriano, rey de los alamanes, que desde entonces se convirtió en un fiel aliado de Roma. El siguiente año lo pasó Valentiniano organizando las defensas de la frontera del Rin, y supervisando personalmente la construcción de numerosos fuertes, llamados lines.

Los alamanes (también llamados suevos) hacían periódicas incursiones sorteando los lines, llegando a atacar hasta 200 km dentro del imperio, saqueando poblaciones de colonos romanos y retirándose a sus territorios. 

Durante su reinado las costas de la Galia fueron saqueadas por los piratas sajones, que junto con los pictos y los escotos asolaron Britania desde el muro de Adriano hasta las misma costa de Kent. En 368 Teodosio el Viejo fue enviado para rechazar a los invasores. Al conseguirlo estableció una nueva provincia británica, llamada Valentia en honor del emperador.

En 374 los suevos cuados,  una tribu germánica que habitaba en las actuales Moravia y Eslovaquia, se instalaron en la provincia de Panonia. En 375 el emperador entró en Iliria al frente de un numeroso ejército, pero durante una violenta audiencia con los engreídos embajadores cuados en Brigetio (Szöny, Hungría), sufrió un accidente cerebro vascular. por lo que murió el 17 de noviembre de ese año.

Valentiniano supo recaudar impuestos, con los que solventó la construcción de fortificaciones de frontera y otras defensas. Fundó escuelas siendo analfabeto,  y proporcionó asistencia médica gratuita en Roma. Permitió la libertad de cultos y se enfrentó al clero que se había enriquecido deshonestamente. Castigó severamente a brujos, magos y adivinos.


Valente (Flavio Julio Valente)
(328 - 378)

Valente había participado en la campaña contra Persia, y se dirigió con su ejército bizantino a recuperar lo entregado por Joviano, pero inesperadamente, Procopio, un primo de Joviano se proclamó emperador en Constantinopla.

Con sus ejércitos desplegados, Valentiniano no pudo acudir en su defensa, y Valente estaba desorganizado. Pudo reunir un ejército en el año 366, y se dirigió contra Procopio, a quien abandonaron sus tropas. 
Procopio fue ejecutado  y su cabeza fue enviada a Valentiniano I en Tréveris (Renania - Alemania).

---------------------------------------------------------------------------

   
Los Pueblos Germánicos

La política expansiva romana en Germania tuvo su fin en la batalla del bosque de Teutoburgo, en la que el querusco Arminio, liderando una coalición de pueblos germanos, derrotó a las legiones romanas, que posteriormente fueron vengadas. (Capítulo V - El Imperio Romano - Arminio (Hermann))

Desde entonces el imperio romano siguió una política de defensa de sus fronteras contra los germanos. Se estableció la frontera a lo largo de los ríos Rin y Danubio.


Vista del monumento de Arminio (Hermann) en el Bosque de Teutoburgo.

Los pueblos germánicos pertenecían a dos grupos afines: Un grupo etnolingüístico originario del norte de Europa, en los que se estableció una influyente cultura romana,  y otro grupo que protagonizó invasiones que protagonizaron el fin del imperio romano de occidente al instalarse dentro de las fronteras del imperio.
Estos pueblos fueron los suevos o alamanes, Los vándalosgodosfrancosanglossajonesjutoshéruloslombardos y otros eran originarios de Escandinavia.


Siglos después, los vikingos asolaron Europa (los normandos), las estepas asiáticas (los rus) y Bizancio (los varegos).



Sucesivamente, pueblos germánicos y otros traspusieron las fronteras del imperio.
Los godos comenzaron a invadir el Imperio de Oriente, venciendo al emperador y consiguiendo finalmente ser un foedus o foederatus* romano, ocupando Tracia. Los godos adoptaron el cristianismo arriano (Capítulo VII - El Imperio Bizantino - El Concilio de Nicea) que se diferenciaba del cristianismo romano en que los arrianos no consideraban a Jesús un Dios.
En el 306 cruzaron el Rin suevos y vándalos, acompañados de un pueblo no germánico ( los alanos). Los invasores se instalaron en Galia, Hispania y Africa.

El imperio recurrió a los visigodos, más romanizados y cristianos, para controlar las invasiones. Bajo la figura del foederati, los godos habían establecido en el 418 el Reino Visigodo, con capital en Tolosa.
Una coalición entre romanos y visigodos (con otros pueblos germánicos) logró contener el avance de los hunos, que amenazaban con destruir al imperio y a los pueblos germánicos.

Posteriormente, anglos y sajones desembarcaron en Britania como mercenarios, aunque la conquistaron; los francos tomaron parcialmente las Galias, desplazando a los visigodos a Hispania, los lombardos se apoderaron de gran parte de Italia, hasta que en el año 476 cuando los bárbaros de Odoacro destituyeron al último emperador romano de occidente.


Durante todo el siglo V, el ejército romano y, en gran medida, la dirección política del Imperio occidental, estuvieron en manos de personas de origen germano.

El cristianismo de popularizó entre las mujeres germanas, y lo transmitían a sus hijos. El cristianismo les ofrecía un lugar en el cielo, que no les permitía ocupar el Valhalla. Las mujeres germanas Iban al reino de Hel, un lugar oscuro y lúgubre, tan distinto al paraíso cristiano.

Los nuevos reinos germánicos derivaron en las monarquías y en el feudalismo de Europa Occidental durante la Edad Media.



Autorización Imperial a las Migraciones


Los imperios nunca pudieron controlar las migraciones, en un principio utilizando a los migrantes como sirvientes o trabajadores no calificados. Los primeros refugiados sólo eran pocos, comparados con las oleadas migratorias que les sucedieron, tornándose agresivos y en muchas oportunidades compitiendo con los nativos por el control de los imperios. Esto claramente les sucedió a los romanos y es recurrente en la historia.


Democráticas instituciones por loables razones humanitarias auxilian a los emigrantes. Las operaciones de vigilancia en el Mediterráneo y las ONG solo sirven para ayudar a los emigrantes a llegar a las costas europeas.

El Imperio Romano (como hoy Europa), no tenía capacidad suficiente para alojar en iguales condiciones que ofrecía a su privilegiada población a inmigrantes que aportaban energía laboral, pero que venían con hambre y necesidades, y se encontraban deslumbrados por la inconsciente publicidad del mundo occidental.

"Será el vientre de nuestras mujeres el que nos dé la victoria. Al igual que los bárbaros acabaron con el Imperio Romano desde dentro, así los hijos del Islam, utilizando el vientre de sus mujeres, colonizarán y someterán a toda Europa.” 
Huari Bumedian - Presidente de Argelia, discurso pronunciado en 1.974 en la Asamblea de la ONU.

Atrocidades superadas como la quema de brujas o el nazismo genocida, son un recuerdo doloroso que han soportado las sociedades occidentales, para poder establecer democracias y leyes que aseguran derechos humanos incuestionables.
A los inmigrantes que no acepten estas leyes los gobiernos deben aplicar con rigor las leyes occidentales o deportarlos.
Si en cumplimiento de su religión no pueden aceptar las leyes locales deben ser deportados, y si predican en las mezquitas la yihad, una religión contraria a las leyes locales, deben ser apartados de su predicación y condenados.

El islam planteó una guerra, como la plantearon los godos después de ingresar al Imperio Romano. Tienen sobrados motivos para cuestionar el comportamiento occidental, pero el conjunto de las naciones occidentales no pueden permanecer más indiferentes ante una declaración de guerra.
Los políticos son responsables de una obsecuencia hacia los caprichos de los extremistas islámicos, que pueden difundir sus ideas desde las mismísimas Naciones Unidas. No faltarán quienes propongan un lugar en la ONU para el recientemente creado ISIS.

En 2014, Abu Muhammad al-Adnani al-Shami (1977 - 2016) el representante del Estado Islámico recientemente creado declaró: “Golpea su cabeza con una roca, o mátalo con un cuchillo, o atropéllalo con tu coche, o empújalo desde un lugar elevado, o asfíxialo, o envenénalo”. ordenando a fundamentalista yihadistas que ejecutaran a “todos los descreídos occidentales. Especialmente, los sucios y despreciables franceses”. 

Los Godos

En el año 1400 a.C. los pueblos godos, venidos de Escandinavia, se instalaron en las costas del Mar Negro,ocupando las actuales Ucrania, Rumania y Moldavia. 

En Dacia (actual Rumania) cruzaron sin resistencia las fronteras del imperio romano, atravesando el Danubio.

Una constante universal son los refugiados. A diferencia de los invasores se trasladan familias con sus enseres y con sus dioses. Y los godos no eran la excepción. Al instalarse en el decadente imperio, saqueado por distintas tribus, y aprovechando la debilidad romana se instalaron, combatiendo en Adrianópolis (378) con las últimas legiones, donde murió el emperador Valente.

Otras tribus se unieron a los godos y bajo el gran rey Hermanarico establecieron en el siglo IV (350) un reino que se extendía desde el mar Báltico hasta el mar Negro, teniendo como súbditos a eslavos, ugrofineses e iranios.

Los godos nunca se mezclaron con la población autóctona de eslavos ni con los pueblos conquistados. Los trataban como esclavos. Los ostrogodos (godos del este) usaban la palabra eslavo con el sentido de prisionero o esclavo, y éste es el origen de la palabra esclavo (aunque en idioma eslavo, eslavo significa glorioso).

El imperio romano mantenía legiones que estaban muy disminuidas en cuanto a la capacidad que habían mantenido en su historia. En sus filas se enrolaban mercenarios germanos, godos y de otros pueblos conquistados.


Fíbulas godas - Las fíbulas (del  latín, agujas) son broches habituales en toda la Edad Antigua. Con los botones aún no inventados, el manto se colocaba de distintas maneras, sujetándose a través de fíbulas.

Hacia el 370, los hunos arrasaron el vasto reino del rey Hermanarico, y los godos cruzaron el Danubio con permiso romano  y entraron como refugiados en el Imperio.
En el norte europeo, el cruce del Danubio fue auspiciado por los romanos: los godos se habían concentrado en la margen del río, acorralados por los temibles hunos, que los acosaban. Los romanos les facilitaron frágiles barcas para vadear el Danubio, Muchos zozobraron y perecieron ahogados. Los sobrevivientes fueron alojados en campamentos romanos.

El emperador Valente les concedió tierras al sur del Danubio, a condición que entraran desarmados, los godos aceptaron la protección del imperio romano, que les ofrecía tierras para cultivar y alimentos.
Los romanos consiguieron incorporar a sus legiones a numerosos godos, pero sólo dejaron cruzar el Danubio a una parte del pueblo godo, quedando librados a su suerte los godos de la margen norte del Danubio.

Los romanos, en lugar de entregar tierras agrícolas, abusaron de los godos refugiados, sin entregarles alimentos y convirtiendo los  campos de refugiados en auténticos campos de concentración, esclavizando a los menores a cambio de comida y persiguiendo a los que se rebelaban. Se escribió que los oficiales romanos encargados de la custodia de los refugiados, llegaron a canjear la carne de un perro por un niño godo a ser vendido como esclavo. Los godos se percataron que la protección romana era un confinamiento y que vivían hambrientos y en una situación similar a la esclavitud.

  
En los meses siguientes, los refugiados godos comprobaron que el imperio romano no era el paraíso, que sus gobernantes eran débiles y corruptos, que no había riqueza y comida para todos, y que la injusticia y la codicia eran atributos romanos.

Cansados de sufrir vejaciones, alimentados con perros y esclavizando a sus hijos, los campamentos de refugiados godos se rebelaron contra los romanos, acopiando armas e iniciando una sangrienta revuelta.

Lo que siempre pasa con los refugiados.

El año 376, en un intento de apaciguarlos fueron enviarlos a la ciudad de Marcianópolis, en Tracia, donde serían abastecidos, pero al llegar, esta ciudad les cerró las puertas. Comandando a los godos Fritigerno, se mataron muchos romanos en lo que se conoció como la batalla de Marcianópolis

Como la frontera de Tracia estaba indefensa, un nuevo contingente de godos cruzó el Danubio en su desembocadura 
Algunos germanos estaban armados con equipo romano y tenían algunos desertores romanos entre sus filas. Llevaban a sus familias en los carromatos.
El encuentro de los godos y germanos que los acompañaban se produjo en Ad Salices ("en los sauces") y no fue decisivo.


Así que dos años después de cruzar el Danubio, en Adrianópolis, esos mismos godos mataron al emperador Valente y destrozaron su ejército. Noventa y ocho años después, sus nietos destronaron a Rómulo Augústulo, último emperador, y liquidaron lo que quedaba del imperio romano.

Los godos se cristianizaron rápidamente.

  
Adrianópolis
(378)

En el año 378 los tervingios godos de Fritigerno derrotaron y dieron muerte en la Batalla de Adrianópolis al emperador romano Valente, que fue quemado vivo en una choza en la que se había refugiado.


Imperio Romano en 476.

Esto significó el fin de las legiones: los refugiados godos colonizaron tierras, se establecieron como agricultores, se enrolaron en las legiones, pero también tomaron en Tracia y en otras regiones armas romanas y formaron un ejército propio.
    
Teodorico gobernó Italia del 476 al 493, cuando los ostrogodos vencieron a su ejército y se instalaron en la península itálica.


Alarico
(370 - 410)

Alarico, rey de los visigodos, fue aliado de los romanos hasta el año 395 en que murió Teodosio, pero no fue aliado de sus herederos Honorio (Occidente) y Arcadio (Oriente).
En la disgregación del Imperio Romano de Occidente fue decisiva la actuación de Alarico

Acaudilló un ejército visigodo aliado de los romanos (387 - 395), y se proclamó rey (395 - 410) coincidiendo con la muerte de Teodosio I.
Según las crónicas de San Isidoro* "Los godos, rehusando la paz convenida con Roma,, constituyen en asamblea a Alarico en rey suyo, juzgando que era indigno ser súbdito del poder de Roma, de cuyas leyes y compañía se habrían separado vencedores en la batalla".
* San Isidoro (556 - 636) eclesiástico hispano (visigodo) filósofo que convirtió muchos godos del arrianismo al catolicismo.

El rey Alarico fue crucial en el proceso de descomposición del Imperio romano de Occidente.
La religión que hubiera podido ser un elemento conflictivo en la relación de los invasores con los pueblos autóctonos, se transformó en un factor de unidad al aceptar la mayoría de los reinos germánicos la religión cristiana.
En el año 386 Alarico y sus godos atravesaron Macedonia, Tracia, Fócida y Beocia, atacando y arrasando las ciudades griegas de CorintoEspartaArgos y Megara, amenazando al gobierno de Constantinopla. Atacado por el general romano Estilicón, Alarico se vio forzado a volver al este.
El emperador oriental, Arcadio, entregó Iliria a los godos de Alarico.

Finalmente, Alarico saqueó Roma el año 410. En 800 años de la existencia de Roma, fue la primera vez que la ciudad caía ante un enemigo. El año 387 a.C. había sido saqueada por Breno y sus galos (Portada - Ay de los vencidos Vae Victis). 
El saqueo duró tres días, y los paganos atribuyeron la caída de Roma al abandono de la religión al cristianismo. 
Esto motivó la célebre réplica de Agustín de HiponaDe civitate Dei

Alarico se llevó como botín a la hermanastra del emperador, a la princesa Gala Placidia.

"Desde que tomé Roma en mis manos, nadie ha vuelto a menospreciar el poder de los godos. Lo que impulsó el afán de conquistas y el deseo de aventuras dio grandeza a un pueblo necesitado de patria."
Alarico I, rey de los visigodos


Para su enterramiento desviaron el curso del río Busento a su paso por Cosenza y enterraron a Alarico y su tesoro en el lecho del río, devolviendo luego el río a su curso normal y matando a los esclavos que realizaron la obra. No se encontró la tumba de Alarico.


Los Hunos

Los hunos fueron una confederación de tribus euroasiáticas, pueblos de los más diversos orígenes unidos por una aristocracia militar que hablaba una lengua túrquica. Los hunos aparecieron en Europa en el siglo IV, invadieron Europa como otros pueblos bárbaros, y se instalaron en Hungría en su regreso a las estepas asiáticas.

En crónicas de la antigua China se describe a los xiongnu (xiong hu), un pueblo nómade de pastores y guerreros que vivían en el centro de Asia al norte de la Gran Muralla China (Mongolia). Los xiongnu mezclados con otros pueblos mongoles, fueron el origen de los hunos, que rechazados de China por el imperio Han, cruzaron el Danubio en el año 392, después que lo hicieran oros pueblos huyendo de su persecucíón.
Por su origen se cree que la lengua de los hunos debió ser del tronco altaico, el grupo al que pertenecen lenguas como el turco o el mongol.

Promediando el siglo IV, los hunos atacaron a los alanos, un reino establecido entre los ríos Volga y Don. Incorporaron a sus huestes guerreros alanos, y sus perros de guerra.
El año 375 los alanos vencidos se desplazaron hacia en suroeste, enfrentándose a los ostrogodos, donde muchos ostrogodos vencidos se unieron compulsivamente al ejército de los hunos.

Imperio huno en el año 450

Los hunos dominaban entonces el territorio comprendido entre el mar Caspio y el Danubio, estableciendo una capital en Szeged (Hungría).
Los visigodos desplazados por los hunos, solicitaron asilo al imperio romano.

------------------------------------------------------------------

En el 434 el rey huno Rua murió después de haber cruzado el Danubio y de haber obtenido del emperador Teodosio II una subvención de 115 kg de oro anuales para lograr la paz. 
Los hunos reanudaron la paz con Roma a cambio de duplicar el tributo romano y se dirigieron al este, donde invadieron Persia durante cinco años, antes de ser derrotados cuando trataban de conquistar Armenia. También lucharon contra los eslavos y los germanos, ocasionando que burgundios, francos, sajones, anglos y jutos invadieran el Imperio romano de Occidente.
  
"Pequeños y toscos, imberbes como eunucos, con unas caras horribles en las que apenas pueden reconocerse los rasgos humanos. Diríase que más que hombres son bestias que caminan sobre dos patas. Llevan una casaca de tela forrada con piel de gato salvaje y pieles de cabra alrededor de las piernas. Y parecen pegados a sus caballos. Sobre ellos comen, beben, duermen reclinados en las crines, tratan sus asuntos y emprenden sus deliberaciones. Y hasta cocinan en esa posición, porque en vez de cocer la carne con que se alimentan, se limitan a entibiarla manteniéndola entre la grupa del caballo y sus propios muslos. No cultivan el campo ni conocen la casa. Descabalgan solo para ir al encuentro de sus mujeres y de sus niños, que siguen en carros su errabunda existencia de devastadores."
* Amiano Marcelino (330 - 400) - Principal historiador romano que vivió y relató el proceso de decadencia y descomposición del Imperio romano durante el siglo IV, describió a los hunos.

Rua murió dejando el trono de forma conjunta a sus sobrinos Atila y Bleda, hijos de su hermano Mundzuk. 


Los hunos mostraban su aspecto horripilante y se empeñaban en demostrar ferocidad, para imponerse por medio del terror; vendaban sus niños la cabeza, con lo que desfiguraban sus cráneos. También desfiguraban sus rostros, dándoles un aspecto salvaje. 
No respetaban a sus enemigos, empalando a todos, infringiéndoles una muerte lenta y dolorosa que incluía dos días de terrible agonía antes de expirar,. No perdonaban niños y prendían fuego a todas las ciudades y pueblos asolados.
Los romanos justificaban sus derrotas exagerando el número de jinetes de Atila y Bleda.. Investigaciones recientes demostraron que la cantidad de caballos que pertenecían a las hordas hunas no se correspondía con la declarada en las crónicas romanas, ya que no contaban con pastajes adecuados para mantenerlos. 

En 439 acusaron a los romanos de romper el acuerdo después de que el obispo de Margus (cerca de la actual Belgrado) cruzara el Danubio y profanara las tumbas reales hunas que había en su orilla norte. 
Atila y Bleda saquearon varias ciudades romanas, entre ellas Margus, Viminacium, Singidunum (Belgrado), Naiso (Niš), Serdica (Sofía) y Filipópolis (Plovdiv). Tras ello, Teodosio consiguió la paz entregando una indemnización y triplicando los tributos.
Atila asesinó a su hermano y quedó como único rey de los hunos. Arrasando Naiso atemorizaron a los romanos: Naiso estaba amurallada y fue saqueada y destruida.

Los romanos extorsionados, sobornaban constantemente a los hunos, que se dirigieron a Constantinopla, donde negociaron su retirada, aunque los bizantinos debieron entregar desertores hunos refugiados que Atila torturó salvajemente antes de empalarlos.


Atila entró en la Galia en 451, aparentemente contra los visigodos del reino de Tolosa, que no mantenían litigios con Valentiniano III (emperador de Occidente) ni con el general romano Flavio Aecio, con quien Atila estaba en buenas relaciones. 
 . 
Honoria era la hija del emperador Constancio III. Mientras estaba en Constantinopla le envió una carta a Atila con un anillo y la petición de que la librase de otro matrimonio al que se la obligaba. El rey huno interpretó esto como una propuesta de matrimonio; Atila reclamó a Honoria como esposa y pidió la Galia como dote. Valentiano se la negó, como consecuencia de esto Atila saqueó Aquilea (los refugiados de Aquilea, huyendo de Atila se refugiaron en las lagunas que fomaron Venecia).

Atila intentó ocupar Aurelianum (Orleans), pero los romanos, aliados con los godos, alanos y otros bárbaros se lo impidieron.

Batalla de los Campos Cataláunicos en un manuscrito del siglo XIV
Biblioteca Nacional de los Países Bajos

En el año 451 se libró una gran batalla en campo abierto, en los Campos Cataláunicos, de situación desconocida, cerca de Chalons, en Champagne. Teodorico murió, pero Atila, vencido por primera y única vez, se retiró. En esta batalla, el general romano Aecio se alió con los visigodos, alamanes, burgundios y otros bárbaros, ocupando una posición privilegiada sobre una colina, y resistiendo las oleadas de los jinetes hunos hasta desgastarlos.

En 452 Atila pasó a Italia y saqueó Aquilea, Padua, Verona, Brescia, Bérgamo y Milán, sin que Aecio pudiera detenerlo. Atila logró avanzar hasta la misma Roma; sin embargo, muchos de sus guerreros habían muerto, no por la acción del enemigo sino por la hambruna y la peste que en ese momento asolaba Italia.
En el 453 aparentemente Atila liquidó a su hermano, quedando como único lider de los hunos, y con una fortuna de más de 10 toneladas de oro en monedas (unos 75 millones de euros).


Frente a las puertas de Roma, el Papa León I se entrevistó con él, y se dice que le suplicó que no saqueara la ciudad santa. Por razones desconocidas, y contra todos lo pronósticos, tras la entrevista con el Papa, Atila se retiró, y abandonó el Imperio de Occidente.

Según la tradición, la gran labor diplomática del papa León I salvó a Roma de los hunos. Otros sin embargo han sugerido que un brote de peste habría causado estragos entre los hombres de Atila, por lo que se les hizo del todo imposible seguir adelante con su invasión en dirección sur. 

Otra posibilidad sería que los propios hombres de Atila le advirtiesen de no atacar Roma para que no le ocurriese como a Alarico I, el rey godo que murió poco después de haber saqueado la ciudad en el año 410.  Según la superstición de la época, la muerte del rey godo se debió precisamente al hecho de haber atacado Roma. Asimismo, también es posible que en la decisión de Atila de renunciar a la invasión influyese una combinación de estos factores.

Atila empezó a prepararse para marchar nuevamente hacia Italia. Antes que sus tropas terminaran de alistarse, al ser celebrada su boda, el rey huno sufrió una hemorragia nasal y murió mientras estaba en la cama con su nueva esposa goda, la noche de su casamiento.

El futuro de Aecio no fue mejor; víctima de las intrigas del eunuco Heraclio, murió asesinado por el emperador Valentiniano, con su propia espada en 454, una extraña manera de agradecer a su general el éxito en la batalla.


La leyenda dice que el cuerpo de Atila fue puesto en un ataúd de oro. El ataúd de oro fue puesto en un ataúd de plata. Por último, el ataúd de plata fue puesto en un ataúd de hierro.
Varios hombres fueron enviados a enterrar a Atila. Cuando volvieron fueron ejecutados, de esa forma se mantuvo en secreto el lugar de entierro del rey huno.

Apenas un año después de la muerte de Atila, el imperio se fragmentó por incesantes luchas entre sus herederos y rivales.

Arco de los hunos. El arco compuesto usado por los pueblos de las estepas constaba de varias piezas y materiales. La pieza central de madera servía de sujeción para otras dos partes esenciales del mismo. La primera eran tendones  colocados en la parte exterior que se distendían al ser tensado el arco. La segunda eran placas de hueso colocadas en la parte interior que al contrario resultaban comprimidas. El arco no era simétrico, facilitando sus disparos cabalgando.

Su dependencia de sus caballos era total, y sus primeras correrías se produjeron en busca de más y mejores aguas y pastos. También marchaban con cabras y ovejas. Los animales les proporcionaban carne, hueso, tendones, cueros, leche, sangre y estiércol para cocinar donde no conseguían leña. El estiércol de los yeguarizos es más útil para utilizar que el de los vacunos, se seca más rápido.


La leche en forma de yogur y la manteca constituían una parte importante de su dieta. La leche de yegua, de menor contenido graso que la de las vacas, es más apropiada para elaborar el kéfir. producto semejante al yogur, ambos fermentados por lactobacilos que tienen la propiedad de convertir la lactosa en ácido láctico.

Se elaboran con bacterias lácticas (Lactobacillus bulgaricus y Lactobacillus acidophilus), y levaduras (Saccharomyces cerevisiae), incubando entre 20 - 30 ºC durante 4 a 16 horas. . 
El proceso de fermentación incrementa la vida útil de la leche, mejorando la digestibilidad. 
A partir del kéfir se elabora el kumis, que contiene una cantidad de alcohol superior a la del kéfir.


Los cereales y vegetales que consumían los hunos eran obtenidos de los pueblos sedentarios que saqueaban en su marcha nómada.
  
Bandas de jinetes hunos marchan en sus desplazamientos al frente de las familias con carromatos blindados. Otros jinetes flanquean las caravanas a cierta distancia, como para prevenirlas de ataques. En estos casos los carromatos formaban un círculo defensivo.
Los hunos no usaban estribos (estos fueron recién utilizados por los mongoles mil años después). Su eficaz sistema se basaba en su habilidad como jinetes. Poseían una montura que anatómicamente se ajustaba a su cuerpo y les permitía disparar flechas mientras galopaban, utilizaban lazos y redes que arrastraban entre dos cabalgaduras para voltear a la infantería enemiga.
.

Moloso - Perro de los hunos

Los hunos combatían acompañados de perros molosos (antepasados de los mastines), que eran tan agresivos como los mismos hunos.

Arrasaban comarcas enteras y aniquilaban las poblaciones, no solo para establecer un ambiente de terror, sino también para favorecer una eventual retirada, eliminando toda fuerza hostil en su retaguardia.
La logística del ejército huno no hubiese sido posible si no se hubiesen dividido en clanes patriarcales de hasta 100 individuos
Se protegían del clima riguroso con abrigos y gorros de pieles de cabra, debajo de los que llevaba prendas de lana, calzando botas sin tacos, para permitirles cabalgar holgadamente.
Sólo los nobles utilizaban armaduras de metal.

Los hunos practicaban el animismo (Capítulo IV - Las Religiones - Animismo) y creían en los espíritus, los demonios y las fuerzas de la naturaleza. La superstición ocupa un gran lugar en sus mentes. También creen en presagios y símbolos mágicos, aunque se sabe que tenían algo parecido a chamanes o brujos en su tribu (que creían en la existencia de abominaciones subterráneas infernales), especializados en la adivinación a partir del examen de restos y huesos de animales. 
Originalmente cremaban a sus muertos, aunque más adelante comenzaron a inhumarlos. Practicaban tanto la poliandria como la poliginia.
Cuando un jefe moría, sus seguidores se hacían cortes en las mejillas en señal de duelo, dándoles un aspecto aún más aterrador

El gobierno estaba formado únicamente por cuatro familias de clase superior, y de sólo una de estas familias elegía al shanjui o gobernador del imperio. .Las aristocráticas familias estaban unidas y procreaban entre ellas. Obviamente, los nuevos integrantes de las hordas pertenecían a la clase más baja.


El reconocido historiador nazi húngaro Bálint Hóman realizó un estudio detallado de la tradición huna en los registros medievales húngaros, concluyendo que desde muy temprano los húngaros del medioevo y sus vecinos estaban convencidos de que eran descendientes de Atila. Afirmó que si bien no todos los húngaros descendían de los hunos, la casa reinante sí. 
En las crónicas húngaras Bleda, el hermano de Atila, es llamado Buda. Esta es la explicación que se le intentó dar desde el medioevo al origen del nombre de la ciudad de Buda, que posteriormente unida con Pest formará la ciudad de Budapest.

Estudios genéticos modernos han establecido que, en efecto, existe un patrón común entre los húngaros y los hunos, pudiendo haber sido los primeros una subtribu de la enorme masa huna compuesta por decenas de etnias diferentes pero emparentadas entre sí. Los nombres Atila, Csaba y Réka (la esposa de Atila) son muy populares entre los húngaros, inclusive y en particular en la actualidad.


---------------------------------------------------------------------------

Los francos, los suevos, los burgundios, los anglos, los sajones y los jutos, los vándalos, los alanos y los alamanes (también llamados suevos), constituían una parte del resto de los pueblos.
Los vándalos arrasaron las Galias, pasaron por Hispania, se dirigieron al norte de África, conquistaron Cartago, y desde su puerto se dedicaron a la piratería, asolando el Mediterráneo.
Los francos su ubicaron en el norte de las Galias, adoptando la fe católica tradicional, convirtiéndose en los defensores radicales de la cristiandad.
Los sajones, aliados con los anglos y los jutos se instalaron en Britania, con costumbres muy diferentes a las romanas.

-----------------------------------------------------------------------------------
 


Teodosio I (Flavio Teodosio)
(347 - 395)

Después de la derrota de Adrianópolis, compartió el gobierno imperial con Graciano y Valentiniano II. siendo el último emperador del imperio romano antes de su definitiva división.
El año 380, decretó el Edicto de Tesalónica, promoviendo como religión oficial al cristianismo (en adelante también catolicismo).

Al morir Graciano y Valentiniano II, Teodosio quedó como Emperador, persiguiendo a los paganos. La Iglesia ortodoxa reconoce como santo a Teodosio I.
Teodosio reclutó godos como legionarios y rescató legiones de Egipto. El ejército romano estaba vacío de oficiales y sus legionarios no tenían experiencia militar. No obstante, al sucederse encuentros entre legiones romanas, Teodosio quedó como único emperador. 
Se firmó una paz al año 382, en la que el emperador Teodosio acordaba reconocer la soberanía de los visigodos sobre la provincia de Tracia.
Uno de sus generales, el godo Alarico tomó el control del imperio a la muerte de Teodosio.


   
Honorio (Flavio Honorio Augusto)
(384 - 423)

Emperador del Imperio Romano de Occidente (hijo menor de Teodosio). y hermano de Arcadio, emperador del Imperio Romano de Oriente. Durante su gobierno imperial se disgregó el imperio occidental, 
Como Honorio era menor de edad al tomar el gobierno, tuvo como regente al general vándalo Estilicón, que casó a Honorio con su hija, que falleció, por lo que Estilicón se lo volvió a casar con otra hija de Honorio

En los años 402 y 403, Estilicón rechazó dos incursiones del rey godo Alarico, y trasladó la capital de Milán a Rávena, por considerarla más defendible, aunque por ser una ciudad costera, dejaba expedito el camino para incursionar por Italia,.lo que fue aprovechado por los godos para invadir la península en alianza con otros pueblos (vándalos, suevos o alamanes, burgundios y alanos). En el año 405, fueron derrotados por Estilicón.
Honorio firmó un acuerdo de paz con los galos
:  A cambio de tierras en la Galia, los visigodos impedirían el asentamiento de tribus bárbaras en Italia.

Honorio, ante una oposición arriana de Estilicón, que había reunido un considerable ejército y amenazaba controlar el imperio, lo mandó ejecutar en el año 408.
Con la muerte de Estilicón se terminó la esperanza de detener a Alarico.



En el Capítulo VII - El Imperio Bizantino



Aecio (Flavio Aecio)
(336 - 454)

General romano que defendió el imperio se los ataques bárbaros en su período final. En el año 451 dirigió las tropas coligadas de romanos, francos, alanos y godos contra Atila, venciendo ajustadamente a los hunos en la Batalla de los Campos Cataláunicos el año 451.
Fue vilmente asesinado por el emperador Valentiniano III, sospechando que Aecio pudiera hacerse del imperio.



Valentiniano III (Flavio Plácido Valentiniano)
(419 - 455)

Hijo de Constancio III y de Gala Placidia ( hija de Teodosio I), debió competir con el usurpador emperador Juan.
Antes de ser emperador, ocupó el gobierno como regente su madre, Gala Placidia, y a la muerte de ésta el General Aecio.
Durante su gobierno el imperio perdió la provincia de Africa y las islas mediterráneas por los vándalos de Genserico, abandonó definitivamente Britania y los galos y otros bárbaros ocuparon la mayor parte de Hispania y la Galia.
No obstante, Aecio hizo retroceder a los hunos, y enfrentó con éxito a pueblos bárbaros en las fronteras.
Por seguridad se trasladó a Rávena, pero al aproximarse Atila a esta ciudad, huyó precipitadamente a Roma, donde fue asesinado por esbirros del senador Petronio Máximo, que se autoproclamó emperador.
Valentiniano estaba casado con la influyente Licina Eudoxia.



Petronio Máximo (Flavio Anicio Petronio Máximo)
(286 - 455)

Para ennoblecerse pretendió casarse con Licina Eudoxia, viuda de Valentiniano III. 
Licina Eudoxia entonces entabló correspondencia con Genserico, rey de los vándalos, instándole a atacar Roma.
Licina Eudoxia ordenó abrir las puertas de Roma a la llegada de los vándalos.
Petronio Máximo murió, aparentemente apedreado por los romanos.

Los Vándalos

Junto a los longobardos y otros cruzaron el Danubio hacia el año 167 y pidieron establecerse en Panonia.
Cuando abandonaron Panonia, se unieron a los suevos y alanos y cruzaron el Rin congelado el 31 de diciembre de 406 invadiendo el imperio romano.

Llegaron a Hispania en 409, donde se establecieron. Hacia el 425 asolaron y saquearon la ciudad de Carthago Nova, actual Cartagena, y en el 426 tomaron la ciudad de Hispalis (Sevilla) con Gunderico al mando.
Un grupo vándalo se estableció vecino a los suevos, en Gallaecia (Galicia), y el más numeroso en la Bética. Hoy se sabe que el nombre de Andalucía no proviene de Vandalucía (algunos historiadores especularon con el parecido onomatopéyico). El pueblo vándalo se unificó en la Bética.

En el valle del Guadalquivir se establecieron y construyeron barcos. El gobernador romano de Africa, Bonifacio, invitó a los vándalos a su terrirorio, para emplearlos como mercenarios.
Los vándalos tenían un nuevo rey, Genserico, que después de sostener muchas guerras con sus vecinos visigodos, más numerosos, decidió llevar todo su pueblo a Africa,
Cruzaron en Gibraltar en el año 429, desembarcando en Ceuta.

Derrotaron a Bonifacio, que conspiraba contra Roma y tomaron el norte de Africa, y después de tomar Hipona, establecieron un tratado de asistencia mutua con Roma (como foederati), por el que el reino vándalo obtiene la concesión de Numidia. A cambio, debería pagar un tributo, desistir de atacar Cartago, y enviar a su hijo Hunerico a Roma como rehén.

Los tratados con Roma nunca eran prolongados, éste fue excesivamente breve.

En el año 439 Genserico tomó fácilmente la ciudad de Cartago con una poderosa flota romana anclada en su puerto. Se apoderó sucesivamente de las Baleares, Córcega, Cerdeña y Siracusa (en 440), dejando al imperio sin provisión de granos y controlando el tráfico del Mediterráneo Occidental.

Cartago fue la capital del reino vándalo, y Roma debía comprar los granos a Genserico.
Cuando fue asesinado Valentiniano III, Genserico atacó Roma, donde Licina Eudoxia en su venganza contra el nuevo emperador flanqueó las puertas de la ciudad.

En 455 antes de entrar en Roma, el papa León Magno con un imponente séquito intentó persuadirlo de no arrasar la ciudad, como lo había conseguido el Papa León I con Atila.
Genserico, arriano, no tomó las iglesias de San Pedro, San Pablo y San Juan, donde se refugiaron muchos romanos, no incendió Roma, pero sus tropas expoliaron la ciudad, con pocas violaciones y pocos asesinatos. Se llevó a Licina Eudoxia y sus dos hijas (Placidia y Eudoxia) y una considerable cantidad de esclavos y numerosos tesoros. Durante el saqueo de quince días no se destruyeron edificios.

En el año 461, el emperador romano occidental Mayoriano reunió en la ciudad de Carthago Nova una flota de 45 barcos con la intención de invadir y recuperar para el Imperio romano el reino vándalo, ya que su pérdida significaba el corte del flujo del cereal a Italia.
La Batalla de Cartagena se saldó con una gran derrota de la armada romana, que fue totalmente destruida y con ella las esperanzas de recuperar el norte de África para el Imperio.

Placidia estuvo prisionera en Cartago durante seis o siete años. En 462, León I, emperador de Oriente, pagó un gran rescate por Eudoxia y Placidia, quienes fueron llevadas a Constantinopla. Genserico había casado a Eudoxia con su hijo Eunerico. Placidia estaba casada con Olibrio (futuro emperador), que se encontraba en Constantinopla durante el saqueo, y que estuvo separado de su esposa durante el cautiverio de ella en Cartago.

En 468, el reino de Genserico hubo de enfrentarse al último esfuerzo militar conjunto de las dos mitades del Imperio romano. No obstante, el rey vándalo logró derrotar a una poderosa flota dirigida por el que luego sería emperador bizantino Basilisco
En el verano del 474 firmó la paz perpetua con Constantinopla, por la que Bizancio reconoció la soberanía vándala sobre las provincias norteafricanas, Baleares, Sicilia, Córcega y Cerdeña.

En su política interna, Genserico toleró en algunos momentos el catolicismo, si bien exigió la conversión a la doctrina arriana de sus consejeros más cercanos y procedió a numerosas confiscaciones de bienes de la Iglesia católica, que se convertiría así en una poderosa fuerza opositora a la monarquía vándala. También dio lugar a persecuciones de católicos que no aceptaron el arrianismo, como las persecuciones en el Norte de África en la que resultaron mártires en el 462 San Armogastes, San Arquinimo y San Saturno.

Genserico murió el 25 de enero de 477, siendo sucedido por su hijo Hunerico.
Su intento de establecer un sistema de sucesión patrilineal chocó con la oposición de buena parte de la nobleza de servicio y de su propia familia, con el resultado de sangrientas purgas.

Falto de apoyos y debilitado militarmente, el reino vándalo sucumbiría ante la fuerza expedicionaria bizantina, de sólo 15 000 hombres, comandada por Belisario (Capítulo VII - El Imperio Bizantino - Belisario).
---------------------------------------------------------------------------------------


Los Alamanes (Los Suevos)

En la primera invasión de pueblos bárbaros al imperio romano, después de los godos, traspasaron las fronteras los suevos (alamanes), los vándalos y los alanos (pueblo no germánico).
Los pueblos germanos se convirtieron al arrianismo (Capítujo VII - El Imperio Bizantino - El Concilio de Nicea)
Suevos cruzando el río Rin congelado junto con otros pueblos bárbaros en la Nochevieja del 406


El 31 de diciembre del año 406 un ejército de alanos, suevos y vándalos atravesó la frontera e invadió la Galia. Estos pueblos se trasladaron casi sin oposición a Hispania en el 409.
Los suevos, que ocupaban la mitad de Germania, optaron por dirigirse hacia Bélgica, quizás con vistas a pasar a Britania, se dirigieron al puerto de Benonia (actual Buologne-sur-Mer), siendo derrotados por el General Constantino en la Batalla de Cambrai.
Los suevos siguieron costeando el Canal de la Mancha, y se instalaron en Armórica (Bretaña), pero al aproximarse los terribles hunos, se aliaron con los vándalos y los alanos para cruzar los Pirineos.
Suevos Vándalos y Alanos

Vándalos y Alanos en el Mediterráneo

Hacia el final del Imperio, los alamanes, también conocidos como suevos, cruzaron el Rin y ocuparon Alsacia. Un grupo permaneció en la región que hoy todavía se llama Suabia, un área en el suroeste de Alemania, cuyo nombre actual deriva de los suevos. 
Otros se trasladaron hasta Gallaecia (actuales Galicia, Asturias y León en España, y el norte de Portugal) y establecieron un reino allí que duró 170 años hasta su integración en el reino visigodo.


Vasconia


Sólo quedó en poder del Imperio romano la provincia de la Tarraconense, pactando con el rey godo Valia, para que sean los godos los que defendieran como estado federado (foederatis) el terrirorio romano frente a las tribus germanas.
Los romanos habían ocupado sin esfuerzo la región que llamaron Vasconia, nombre latino que  comprendía a varias tribus que habitaban las tierras de Navarra, zonas fronterizas de Aragón, Guipúzcoa y Vizcaya, además de una zona amplia de la actual Rioja. (a
ctualmente Euskal Erria o País Vasco y Navarra). En tiempos romanos se mantenía una población rural de escasa importancia, sin ciudades, con aldeas (las principales denominadas castros) que fueron de poco interés para los romanos.
Pamplona fue fundada en el 74 a.C. por el general romano Pompeyo sobre una pequeña aldea y fue la capital de Vasconia.
Vasconia tuvo en un principio un valor circunscrito a una porción geográfica del territorio vasco; luego se aplicó a zonas más extensas, incluyendo a Aquitania y ha servido por último, para denotar una unidad étnica, más que para fijar una unidad política.
Después de la retirada romana señores feudales vascos defendieron las tierras contra los reinos vecinos de Asturias, de Castilla, de los visigodos, de Aragón y de los francos.




El Eusquera

Lo que unió a la etnia vasca fue su idioma. el euskera, que al terminar la ocupación romana, se había perdido en Euskal Erria, aunque se mantuvo en Aquitania, para regresar en tiempos medievales, sin romanizarse, siendo la única lengua sobreviviente sin latinizarse del imperio romano. No se encontraron los orígenes del euskera.

Los primitivos habitantes en el paleolítico, viviendo en cavernas (cerca de 20,000 años a.C.) manifestaron las primeras expresiones artísticas europeas. En Lascaux (Dordoña - Francia) y en Altamira (Santillana del Mar - Cantabria). Recientemente se encontraron más cavernas con pinturas paleolíticas en Euskal Erria, 
existen desde hace 12.000 años las pinturas rupestres de la Cueva de Santimamiñe ( en Cortézubi - Vizcaya). o, la Cueva de Atxurra (Berriatua - Vizcaya), de Altxerri (Gipuzcoa)) y la de Isturiz y otras cercanas (Bayona - Francia) habitadas por sapiens y neandertales.
Y ocupadas por osos. Los sapiens desplazaron a los neandertales pero no pudieron con los osos,



Los Alanos

La mayoría de los pueblos bárbaros invasores o refugiados en el imperio eran de origen germánico, en cambio, los alanos eran iranios, que utilizaban la lengua irania, indoeuropea. En esta lengua la palabra alano significaba ario, y se caracterizaban por su nomadismo, y sus costumbres guerreras.
Los alanos no eran los únicos pueblos con ansias de pelear y asolar a sus vecinos. También estaban los hunos, que algunos sostienen que tenían un origen étnico similar a los alanos.
Los hunos hostigaron a los alanos hasta dividirlos en las últimas décadas del siglo IV. Los que aceptaron vivir sometidos a los hunos abandonaron su territorio y se ubicaron en el Cáucaso.



 
Bandera de los Alanos

Los demás se dirigieron con rumbo al oeste, fueron llamados alanos occidentales, y unieron sus fuerzas a otros pueblos bárbaros de origen germánico, suevos y vándalos, para invadir la Galia romana en el año 406, cuando cruzaron el Rin congelado y pudieron derrotar a los francos que custodiaban la línea fronteriza, sembrando a su paso, destrucción y muerte.

En el año 409, junto a sus aliados germanos lograron ingresar en Hispania. Los pobladores locales, debieron guarecerse en las zonas del norte. Los alanos formaron un grupo de población heterogénea dedicada al saqueo para poder subsistir, pasando a denominarse bagaudos
Junto a esos pueblos bárbaros sanguinarios se hallaban los visigodos que crearon el Reino de Tolosa, y se convirtieron en federados romanos.

Por orden del emperador Honorio, los visigodos combatieron como federados a vándalos y alanos.
Los alanos en el 411 fueron aceptados como federados del imperio romano. En el reparto territorial les correspondió Lusitania y la Cartaginense, pero los alanos, al igual que los vándalos, no ansiaban contar con un territorio donde afincarse, a diferencia de suevos y ostrogodos, que ambicionaban el sedentarismo.

Vándalos y alanos eran nómades y belicosos, y siguieron con sus fechorías. En el año 412 los alanos conquistaron Mérida. En la toma de Mérida perdieron a su rey.
En el año 418 fueron derrotados por los visigodos, y adoptaron como rey a Genserico, rey de los vándalos, que desde entonces reinó sobre vándalos y alanos.

Los alanos, cuyas actividades características eran la caza, y la crianza de perros (que llegaron a nosotros con el nombre de perros alanos) se usaban para cazar osos, y los alanos los transformaron en una raza muy combativa, semejante a los molosos de los hunos (predecesores de los mastines).
Los perros alanos se utilizaron, muchos años después, en la salvaje conquista de las Indias, ya que fueron domesticados para matar y comer indios americanos (Capítulo XIII - La Conquista de América - Los Alanos).


Perros alanos - Los romanos ya utilizaban perros en sus conquistas. Muchas veces marchaban frente a las legiones, para desgastar a las fuerzas enemigas. Los enviaban con niños infantes  por su eficacia y su economía. La raza subsiste hoy, y fue muy empleada contra los nativos en la conquista de América.

Dirigiéndose bajo Genserico con ansias de conquista, hacia el norte africano, en el año 429, donde se apropiaron del comercio cerealero de la zona. A partir de entonces, la historia de vándalos y alanos se entrelaza.

En el año 533, el general Belisario, enviado por el emperador de Oriente, Justiniano, terminó con el dominio bárbaro en África 
(Capítulo VII - El Imperio Bizantino - Belisario).

Los Francos

Los pueblos francos procedían de la Baja Renania y de Westfalia, territorios situados contra el río Rin, frontera del imperio romano por muchos siglos.
En los últimos años del imperio, los francos se ubicaron en la actual BélgicaHolanda y en el norte de la actual Francia como estado federati, romanizados.

Entre los años 355 y 358, el emperador Juliano intentó dominar las vías fluviales del Rin bajo el control de los francos, y una vez más volvió a pacificarlos. (Capítulo VII - El Imperio Bizantino - Juliano).

Roma concedió a los francos una parte considerable de la Gallia Béltica, momento a partir del cual pasaron a ser foederati del Imperio romano. De este modo, los francos se convirtieron en el primer pueblo germánico que se asentó de manera permanente dentro de territorio romano.

Gregorio de Tours* menciona a Clodión como el primer rey que inició la conquista de la Galia al tomar Camaracum (Cambrai) y expandir la frontera hasta el río Somme.

Meroveo fue su sucesor y fundador de la Dinastía Merovingia, familia que gobernó la actual Francia, Bélgica, una parte de Alemania y de Suiza entre los siglos V y VIII.
* Gregorio de Tours (538 - 594) - Obispo de Tours, historiador.

Su hijo Childerico fue secuestrado de pequeño por los hunos, y rescatado, presentó una desmedida inclinación hacia las mujeres, entablando continuamente relaciones amorosas con varias mujeres al mismo tiempo.
Los francos se molestaron por los amoríos que tenía con numerosas mujeres y se aliaron para destronarlo, por lo que se retiró a Germania. La reina de Turingia, Basina, abandona a su marido y se casa con Childerico, con gran escándalo. De este matrimonio nació Clodoveo, que le sucedió como Rey de los Francos, país que había retomado en combate.
En alianza con los romanos amplió el territorio de los francos, y firmó un tratado de paz con Odoacro, rey de los hérulos y conquistador en el año 476 del Imperio romano de Occidente, y se une con los sajones para exterminar a los alamanes que habían invadido una parte de Italia.



Clodoveo I 

(481-511)

Con sus campañas militares agrandó ostensiblemente el reino de los francos al este en Alemania y al sur en Aquitania, dominada hasta entonces por los visigodos.




La Francisca

 Hacha de guerra para combatir cuerpo a cuerpo o para utilizar como arma arrojadiza, muy utilizada con destreza por los francos. La mayor parte de las franciscas tenían entre 11 y 23 cm de largo, y pesaban entre 200 y 1.300 gramos.  Al ser arrojada realizaba una trayectoria irregular desconcertando al enemigo, y se clavaba en el blanco con el mango hacia arriba.
Los francos la adoptaron (francesca o francisca) de los germanos occidentales.

Clodoveo se bautizó en el año 496 y logró el apoyo de la aristocracia y de la iglesia de Roma. Instaló la capital en París en 507.


La Ley Sálica

La Ley Sálica es un código de leyes seculares de origen germánico que debe su nombre a los francos salios quienes lo compilaron y publicaron en latín en el siglo V por orden de su rey Clodoveo I para que sea inteligible a todos sus vasallos, quienes lo entendían por haber estado bajo el dominio del Imperio romano hasta principios de ese siglo.
La Ley Sálica es conocida porque establece la sucesión monárquica sólo a través de los varones, aunque también regulaba los delitos de hechicería, crímenes, lesiones, robos y otros más. En los siglos X y XI, tuvo vigencia, hasta la creación del moderno Reino de Francia.

--------------------------------------------------------------------


Los Lombardos (Longobardos)

La tercera y última gran invasión al imperio fue la de los lombardos.
En el sur de Escandinavia, existía una pequeña tribu, los winnulli. Una parte de esta tribu dejó Escandinavia y se instalaron en Scoringa, en la costa báltica, región gobernada por los vándalos, que propusieron a los winnulli que optaran por rendirles tributo o por entablar una guerra si querían asentarse en Scoringa.
  
Scoringa


Los winuilli rechazaron el pago del tributo: "Es mejor conservar la libertad por las armas que mancharla con el pago del tributo".


Los Goði, sacerdotes vándalos consultaron a Odin, que respondió: que concedería la victoria a aquellos a quienes él viera en primer lugar al amanecer. El líder de los winnulli, Gambara, sabía que los vándalos eran numerosos y serian vistos primeros con mayor probabilidad.
Gambara consultó con Frea, la mujer de Odin, quien le aconsejó disfrazar a las mujeres winnulli de hombres, cubriendo sus rostros con sus largos cabellos., simulando barbas.
Al amanecer, frea despertó a Odin que consultó a su mujer: "¿Quiénes son estos que llevan largas barbas (longobardos)? ". Frea contestó: "Señor, tú les has dado el nombre, ahora concédeles también la victoria".

Pablo el Diácono (720 -800) - Monje benedictino - Historiador de los lombardos relata esta leyenda en su obra Origo gentis Langobardorum (Origen del pueblo lombardo).


En su marcha hacia el sur, los longobardos, llamados lombardos, intentaban cruzar Mauringa (tierra de pantanos). Los assipitti (tribu desaparecida en el siglo II) les negaron el paso a través de sus tierras; la disputa se trasladó a una lucha entre el hombre más fuerte de cada tribu, el lombardo resultó vencedor, les permitieron el paso y los lombardos atravesaron Mauringa, en su camino hacia Panonia.

Tácito refería a los lombardos entre las tribus suevas​ y súbditos de Marobod el Rey de los marcomanos.
Marobod había hecho la paz con los romanos, y por ello los lombardos no formaron parte de la confederación de germanos a las órdenes de Arminio en la batalla del Bosque de Teutoburgo en el año 9. En el año 17, estalló la guerra entre Arminio y Marobod.
(Capítulo V - El Imperio Romano - Arminio
Del siglo II en adelante, muchas de las tribus germánicas de la época del emperador Tiberio comenzaron a unirse en grandes uniones tribales, dando como resultado a los francosalamanesbávaros y sajones.

El Codex Gothanus (códice de la biblioteca de Gotha, Alemania) escribe que los lombardos, establecidos en Panonia fueron sometidos por los sajones alrededor del año 300.
Su primer rey histórico fue Agimondo, que llevó a los lombardos a liberarse de los sajones y a establecerse en la Baja Austria.
Fueron derrotados por los hunos, que asesinaron a Agimondo.

En el 540 los lombardos atacaron a los hunos y los vencieron. Una vez derrotaron a los hunos, se llenaron de confianza y de un gran botín, regresando a Panonia.

Aproximadamente en el 540, donde se establecieron como federados de Bizancio

En 560 surgió un nuevo y enérgico rey: Alboíno, que derrotó a sus vecinos gépidos, cortando la cabeza de su rey, Cusimundo, según la costumbre bárbara. En 566, se casó con la hija de Cusimundo, Rosamunda.
En Panonia los lombardos se hicieron cristianos, aunque sólo se bautizaron. Sólo la aristocracia se hizo cristiana practicante, el pueblo siguió siendo pagano. Alboíno se convirtió al arrianismo y se alió con los ostrogodos para invadir Italia.

En la primavera del año 568, Alboíno invadió Italia por el Friuli aliado con otros pueblos germánicos (gépidosbávaros y sajones) y con los búlgaros.
En el verano de 569, conquistaron Milán. La zona estaba entonces recuperándose de las guerras góticas, y el pequeño ejército bizantino dejado para su defensa no pudo detenerlos.
Posteriormente cayó Pavía, tras un asedio de tres años, en 572, convirtiéndose en la primera capital del nuevo reino lombardo de Italia 

En 573 penetraron en la Toscana, estableciendo en Italia numerosos ducados.

Año 662 - Reino Lombardo

Rosamunda*, la princesa gépida, vivió maltratada por Alboíno. La obligó a beber vino en el cráneo de su padre. Las mujeres no acostumbraban a derramar sangre, por lo que Rosamunda simplemente lo envenenó.
* 
Rosamunda: Opera de Franz Schubert (1797 -1828). Considerado el introductor del romanticismo musical, sus excelentes sinfonías están llenas de tristeza. "No existe música alegre" declaró Schubet.

Los bizantinos consiguieron conservar el control de la región de Rávena y Roma, unidos por un estrecho corredor que discurría a través de Perugia.
En el 751 el papa llamó en su ayuda contra los longobardos a Pipino III, rey de los francos, a quien el papa consagró como soberano merovingio.



Los Estados Papales

El último rey lombardo fue Desiderio, duque de Toscana. Consiguió tomar Rávena definitivamente, poniendo fin a la presencia bizantina en Italia central. Dio asilo a los hijos y a la viuda de Carlomán, cuya muerte originó sospechas de envenenamiento. Desiderio decidió reabrir las luchas contra el papado, que estaba apoyando a los duques de Spoleto y Benevento contra él, y entró en Roma en el año 772, siendo el primer rey lombardo que lo hacía.

Cuando el papa Adriano I pidió ayuda al poderoso rey Carlomagno (Capítulo VI - Invasiones Bárbaras - Carlomagno), Desiderio fue derrotado produciéndose el asedio de Pavía. Desiderio se rindió en el año 774 y Carlomagno, en una decisión totalmente novedosa, asumió el título de "Rey de los Lombardos". Hasta entonces los reinos germánicos se habían conquistado a menudo unos a otros, pero ninguno había adoptado el título de rey de otro pueblo. Carlomagno tomó parte del territorio lombardo para crear los Estados Papales.

La región de Lombardía en Italia, que incluye las ciudades de BresciaBérgamoMilán y la antigua capital Pavía es un recordatorio de la presencia de los lombardos.
 

-------------------------------------------------------------------------------------

  
Odoacro
(433 - 493)

Hacia el año 420, muchos romanos sostenían que el imperio se recuperaría El emperador Glicerio había sido coronado emperador por los burgundios, estado bárbaro foderati de Roma.
En Roma, el poder no lo tenía el emperador, sino los militares. Había dos generales con tropa: Orestes (Flavio Orestes), romano que había estado en la corte de Ayila, y Odoacro, de origen hérulo pero que se había formado dentro del ejército romano.
Los pueblos germanos no estaban romanizados, como lo creían los romanos. En los ejércitos se sucedían las disputas entre los efectivos romanos y los soldados germanos, y sus generales, Orestes y Odoacro también estaban distanciados.

León I de Constantinopla, decidió intervenir en el imperio de Occidente, y envió un ejército al mando de Julio Nepote, Gobernador de Dalmacia, a quien había nombrado Emperador del Imperio Romano de Occidente, desconociendo a Glicerio como emperador.
En el 474, cuando el ejército se presentó en Italia, Glicerio, amedrentado y sin tener suficientes guarniciones para oponer resistencia a las tropas bizantinas, fue al encuentro de Nepote y lo reconoció como emperador. Nepote lo nombró a Glicerio Obispo de Salona (en Iliria), donde murió en paz.

Como nuevo emperador, Nepote envió parte del ejército romano, al mando de Orestes, a rescatar el sur de la Galia que aún conservaba el imperio y que se encontraba por rendirse ante los visigodos. Orestes en la Galia sublevó a romanos y algunos visigodos, nombró emperador a su hijo Rómulo Augústulo, de sólo doce años, entregó la Galia a los visigodos y marhó sobre Rávena, capital del imperio. Nepote se refugió en Dalmacia., donde murió el año 480.

Orestes compensó a sus tropas mercenarias bárbaras que le habían apoyado, menos a hérulos y esciros a quienes había prometido tierras en Italia. Estos acudieron a Odoacro, que fue proclamado Rey de Italia entre los hérulos.

Orestes fue ejecutado en Piacenza el 23 de agosto de 476 . Su hijo Rómulo Augusto abdicó, devolviendo las insignias imperiales a Zenón, nuevo Rey del Imperio Oriental, y se exilió en Campania, finalizando el Imperio Romano de Occidente.

Año 476 - Odoacro Rey de Italia

Después del Imperio: En los siglos VI VII y VIII Europa se vio asolada por las pestes. Durante el feudalismo, sin pestes, la población europea aumentó, especialmente en las zonas rurales. También se viajaba entre ciudades, aunque a unos 30 km por día, las gentes se desplazaban aunque sólo podían trasladarse en horas diurnas, por la peligrosidad de los caminos. Las ciudades se amurallaron, y se instalaron mercados en las ciudades para abastecer a la población.
Se istalaron las primeras cofradías, como primitivos sindicatos, se estandarizó parte de la acuñación de monedas y se establecieron reglas contables.

------------------------------------------------------------------------------
  
  
Viriato
( ? - 139 aC.)

Durante las guerras púnicas (s II a.C.) la resistencia a los romanos de las tribus celtíberas fue encabezada por Viriato, que de pastor pasó a jefe de guerrilleros.
Según las fuentes romanas Viriato era un guerrero y líder carismático, con buena capacidad para la oratoria. Gran estratega y hombre sobrio.
Viriato empleaba una táctica de guerrillas, realizando emboscadas en terrenos abruptos y angostos a los ejércitos romanos y valiéndose de la noche y el uso de caminos desconocidos para la huida, además de mantener a sus tropas en constante movimiento, causando muchas derrotas a las legiones durante muchos años.
  
Los romanos sobornaron a tres de sus hombres que lo asesinaron. Cumpliendo su cometido, los tres fueron por su recompensa, a lo que el cónsul romano, Quinto Servilio Cepión les dijo: “Roma no paga a traidores”.


Quinto Sertorio - Guerras Sertorias
(122 aC. - 72 aC.)
Heredero de Viriato

Las tribus ibéricas nunca fueron completamente dominadas por los romanos, y entablaron una guerra de guerrillas continuando las acciones de Viriato. El general Mario, enemigo de Sila que dirigía la República Romana como dictador, se encontraba al frente de las legiones en Hispania, Quinto Sertorio era su segundo en el mando de las tropas.
En Cástulo (Jaén), bandas de lusitanos hicieron una matanza de romanos. Estos contraatacaron bajo las órdenes de Quinto Sertorio y mataron a los habitantes de Cástulo.

La máxima distinción militar romana (la corona cívica) le fue otorgada a Quinto Sertorio (después a Julio César) por su actuación en Hispania. Tanto Julio César en las galias, como Mario y Quinto Sertorio en Hispania, pertenecían al partido de los populares, enfrentados con Sila, que en Roma en el 81 a.C. se proclamó dictador, habiendo eliminado en Roma a los populares.

Sila, después de lo que se llamó Guerra Social que provocó más de 100.000 muertes, la ejecución de 90 senadores y de una gran cantidad de burócratas, tomó la dirección del imperio. (Capítulo V - El Imperio Romano - Guerras Civiles).
Mario y Quinto eran de los populares Quinto era Pretor de la Provincia Citerior de Hispania., fue destituido por Sila, al igual que Julio César que también era de los populares. 
Quinto Sertorio, también destituido, e inicia una rebelión contra la dictadura de Sila. Tiene 9000 legionarios.
Quinto Sertorio es vencido en varias batallas y sus legionarios son dispersados. Sertorio viaja a Africa, y a Ibiza, participa en la toma de Tánger, desembarca en Andalucía y sólo le quedan 2.600 legionarios.
Lo acompañan lusitanos y africanos, sumando un total de 8.000 soldados. Comienza una nueva guerra de guerrillas contra las legiones que responden a Sila,
A fines del 81 a.C. Sila dejó el poder, para asombro de los romanos.

“...hasta tal punto tenía más confianza en su fortuna que en sus propias acciones que, luego de haber matado a tantos y efectuado tantos trastornos y mudanzas en el Estado, renunció al poder, dejó al pueblo árbitro y dueño de sus comicios consulares y no participó en las elecciones, sino que paseaba por el Foro como simple ciudadano, exponiendo su persona a los atropellamientos e insultos.”
Plutarco

Sila muere en el 78 a.C. después de sufrir una larga enfermedad, posiblemente cáncer en los intestinos. Metelo y Cneo Pompeyo son enviados a Hispania para eliminar a Quinto Sertorio.

  
Roma mantiene 100.000 legionarios en Hispania, y el ejército popular de Sertorio sólo 50.000.
En la actual Calahorra (Calaburris) Quinto resiste a las legiones de Metelo y Cneo Pompeyo unidas, y tiene condena de muerte. Pompeyo funda Pamplona (74 a.C.) y ataca a Quinto que queda sin los aborígenes que se van a las montañas. En Osta es asesinado a traición, como Viriato. Pompeyo regresa a Roma triunfal ya que había terminando la rebelión.  El fin de Calahorra fue trágico, mataron a toda la población.


Las Invasiones a la Península Ibérica - Los Visigodos

En el siglo V pueblos bárbaros invadieron la península ibérica. Los vándalos, los suevos y los alanos. Por último invadieron los godos, que desde los países nórdicos llegaron hasta Roma, separándose entre los ostrogodos (al este) y los visigodos (al oeste).
El año 410 se instalaron en Hispania los visigodos., combatiendo en principio a los romanos, aunque después se aliaron, derrotando a los demás pueblos bárbaros.



En la época de la invasiones germánicas, los visigodos ocuparon las Galias e Hispania, 
y en el año 418, al establecer el pacto foedus con los romanos, establecieron su capital en Tolosa,
EL reino visigodo subsistió hasta el año 507, en que los francos los derrotaron en la Batalla de Vouillé, formando entonces el Reino Visigodo de Toledo, estableciendo frontera con los francos en los Pirineos. El Reino se mantuvo hasta la invasión musulmana en 711.
La población cristiana sucesora de los romanos, estaba instalada en las ciudades, mientras que los visigodos, arrianos, ocupaban áreas rurales.
Se fueron acercando y fusionando bajo la religión cristiana romana, especialmente cuando el rey godo Leovigildo (desde 572 a 586) permitió por ley los casamientos entre católicos y arrianos.


Reino visigodo a la muerte de Leovigildo, indicando sus campañas.

En el año 710, al morir el rey visigodo Witiza, los nobles visigodos proclamaron en Córdoba a Rodrigo (Roderico) como nuevo rey. Akhila, hijo de Witiza, declaró a Rodrigo usurpador del trono.
Rodrigo tenía más y mejores tropas, y más territorio, pero Akhila se alió con los musulmanes y les facilitó su paso a la Península.

La historia es recurrente: cada vez que un bando en lucha solicita la intervención de un vecino como aliado y logra su cometido, no puede desprenderse más de su aliado.

Ante la inminencia del ataque de Rodrigo, Akhila envió un mensaje a Musa ibn Nusayr* a través de Don Julián, Gobernador de Ceuta, solicitando ayuda de los musulmanes. (
Capítulo XXI - Los Países Musulmanes - Ceuta).
* Militar musulmán yemení que respondía al Califa Omeya. En 698 se convirtió en gobernador o virrey del norte de África, y puso fin a una rebelión de los bereberes. Tuvo que combatir los ataques de la armada bizantina y construyó una fuerza naval que conquistaría las islas de IbizaMallorca y Menorca.

 
El Conde Don Julián

Don Rodrigo compartía con el conde Don Julián la responsabilidad de defender las ciudades que tenían los visigodos en el Estrecho, localidades que estaban sometidas a una creciente presión militar por parte de los musulmanes que dominaban casi todo el norte de África.

El conde Don Julián facilitó la invasión musulmana a la península ibérica. según versiones, el conde se pasó al bando musulmán por deseos de venganza contra el rey Rodrigo, que había deshonrado a su hija, Florinda La Caba.
Don Julián cruzó el Estrecho encabezando una expedición mixta de partidarios de Akhila y musulmanes, que probablemente fue derrotada por las huestes de Rodrigo; y en el año 711 acompañó a la expedición de Tariq que, tras la decisiva Batalla de Guadalete, conquistó la Península y acabó con el reino visigodo.





Leyenda de la entrada de los moros (musulmanes) en España

En aquellos tiempos era costumbre que los nobles enviaran a sus hijos a educarse en la Corte, cerca del rey, así recibían alguna formación y hacían amistades que podrían serles útiles en el futuro, además de la posibilidad de encontrar con quien casarse.

El conde Don Julián había llevado a su hija Florinda a la corte de Toledo. Florinda fue escogida, entre las doncellas del séquito real, como la destinada al servicio personal de Rodrigo, encomendando la delicada tarea de extraerle la sarna, cometido que realizaba, a diario, con un alfiler de oro.
Tanta intimidad con el monarca acabó con la violación de Florinda. Indignada, la joven escribió a su padre, contándole lo sucedido. El conde Don Julián acudió a buscarla a Toledo y se la llevó con él a Ceuta.

La Traición del Conde Don Julián
Este romance, popular en España, comienza:

En Ceuta está Don Julián,
en Ceuta la bien nombrada
para las partes de allende
quiere mandar su embajada
moro viejo la escribia
y el conde se lo notaba
después que la hubo escrito
al moro luego mataba
embajada es de dolor
dolor para toda España........
Autor anónimo



El conde Don Julian, decidido a vengarse tan pronto regresó a su fortaleza, se puso en contacto con Musa, el gobernador musulmán de la región, contra quien se había enfrentado a menudo. Le explicó las continuas luchas internas existentes entre los godos y le prometió que, con su ayuda y la de sus amigos  - los hijos de Witiza - podrían invadir la Península y conseguir un gran botín.
Después de consultar con el califa de Damasco, Musa ofreció al conde Don Julián la ayuda del comandante Tarif ben Malluk y de un contingente de cien caballeros y trescientos peones.

El conde Don Julian y su gente, apoyados por los musulmanes, desembarcaron en Gebel el Tarik (Gibraltar) para saquear Algeciras y otros lugares de la costa. Después, regresaron con el botín. En vista del éxito de la expedición, Musa decidió ampliar la ayuda al conde Don Julián. En esta ocasión le proporcionó doce mil guerreros. El conde Don Julián y Tarif transportaron a su ejército en naves de mercaderes, para tratar de no llamar la atención de los godos.

Tarif quemó las naves e inició la conquista de la península ibérica.

El rey Rodrigo, enterado del desembarco de este ejército, envió contra él a su sobrino Iñigo quien sería derrotado reiteradamente hasta que moriría en combate. Las tropas invasoras, después de haber llegado hasta Sevilla y saqueado todo lo posible, regresaron a África.
Reunidos Musa, Tariq y el conde Don Julián, decidieron hacer una nueva invasión. 

El ejército musulmán cruzó el Estrecho y se dirigió a la rica vega del Guadalquivir donde, una vez más, saquearon las tierras. Posteriormente los musulmanes se dirigieron hacia Jerez, enterados de que Don Rodrigo avanzaba desde el sur, al frente de un poderoso ejército de cien mil hombres. Ambos ejércitos se situaron en las orillas opuestas del río Guadalete. El gran ejército visigodo, a lo largo de una semana de lucha, llegó a matar a unos dieciséis mil moros. Tarif, preocupado, solicitó entrevistarse en secreto con los dos hijos de Witiza, que capitaneaban dos alas del ejército de Don Rodrigo. Durante la reunión, Tarif les ofreció la corona real si desertaban durante la batalla. El día once del mes al que los musulmanes llaman Chawal, se produjo el choque definitivo.

Los hijos de Witiza desertaron, facilitando que el conde Don Julián y sus soldados rompieran las filas de Don Rodrigo. El rey godo peleó hasta el final, animando a unas tropas que se mostraban cada vez más débiles y que, finalmente, acabaron huyendo. Acabada la contienda, algunos supervivientes encontraron en la orilla del río a Orelia el caballo de Don Rodrigo; también hallaron su corona, sus lujosas vestimentas y sus zapatos pero no su cadáver.

Mucho tiempo después, en la ciudad de Viseu (Portugal) se encontró una tumba con la siguiente inscripción:

“Aquí yace Rodrigo, último rey de los godos”.

Rodrigo fue derrotado en la Batalla de Guadalete (711) . Los musulmanes se instalaron en Hiberia, que llamaron Al-Andalús. y no regresaron al continente africano.

Los musulmanes (moros entre los vidigodos) tomaron Córdoba (donde sus defensores fueron pasados a cuchillo).
En 712 Musa, con un ejército de 18.000 hombres, cruzó el estrecho de Gibraltar y procedió a la conquista del resto del territorio visigodo.
Ocupó Medina-SidoniaCarmona y Sevilla y, seguidamente, atacó Mérida poniendo sitio a la ciudad que resistió un año .Desde Mérida, Musa, se dirigió a Toledo.
En el año 712 Los dos ejércitos se unieron y tomaron Toledo, la capital del reino visigodo.

  
Conquistas islámicas en el reino visigodo

Musa se dirigió a Asturias para tomar LeónAstorga y Zamora, y llegar hasta Lugo.
Los moros establecieron la política del terror. En Zaragoza y en ciudades que se resistían, incendiaban las casas, crucificaban a los varones, degollaban los niños y se llevaban a las mujeres como esclavas.
Musa fue asesinado en una mezquita de Damasco,
 
En el 732 Carlos Martel, fundador de la Dinastía Carolingia,  derrota a los musulmanes y detiene su avance contra Francia, en la Batalla de Poitiers. también llamada Batalla de Tours.
Allí se detuvo el avance islámico contra Europa occidental, preservando al cristianismo como religión dominante, al tiempo que el Islam en oriente sometía a gran parte de los imperios romano y persa.
Entre los años 705 y 715 el Califa Omeya Al-Walid I expandió el califato hacia la Península Ibérica y en oriente hasta el mismo valle del Indo.

En el año 750  los musulmanes abasidas derrotan a los omeyas en la Batalla del Gran Zab (Irán).y trasladan la capital de Damasco a Bagdad.


Las Baleares

Frente a la costa oriental de la península ibérica se encuentran las Islas Baleares, las Gimnesias (Mallorca, Menorca e islotes cercanos) y las Pitiusas (Ibiza, Formentera e islotes).
Desde mediados del siglo VI a.C, los fenicios ocuparon las islas. En el 123 a.C los romanos desplazaron a los fenicios, unificando el archipiélago.
El año 429 los bárbaros saquearon las islas que se incorporaron al reino vándalo.
   
Máxima expansión bizantina bajo Justiniano

Las tropas de Belisario bajo el emperador Justiniano las tomó el año 534, aunque las islas siempre fueron atacadas por los enemigos musulmanes, hasta que finalmente el Emirato de Córdoba pudo reducirlas en 903, manteniéndose en poder de los musulmanes hasta la reconquista cristiana en 1203.
La Corona de Aragón, en su expansión mediterránea, envió un ejército capitaneado por Jaime I de Aragón que masacró a la población mallorquina, esclavizando a resistentes musulmanes y poblando las islas con catalanes.


Carlomagno
(742 - 814)



Coronación de Carlomagno en 800 - Rafael - Museos Vaticanos



 
Abderramán III - El Califato Omeya

(891 - 961)

Era nieto del fundador de Al-Andalus, Abderramán I, y su madre era una vasca cristiana.
Fue el primer Califa Omeya de Córdoba. Reinó por cuarenta años, manteniendo a las tres colectividades de su califato (musulmanes, godos y judíos), en relativa paz, obtenida con libertad de cultos, estableciendo en Córdoba un centro cultural de gran prestigio. Ordenó traducciones de obras griegas y latinas al árabe, desarrollando la ciencia y el arte.

Abderramán mostró una constante tenacidad para acabar con los rebeldes de Al-Andalus, restableciendo el orden interno del emirato. Derrotó en varias ocasiones a los musulmanes fatiimíes del Magreb y  mantuvo relaciones diplomáticas con el Imperio Bizantino y con el Sacro Imperio Romano Germánico.
Abderramán utilizó servicios de cristianos y judíos para este propósito. Como ejemplo, envió un sacerdote a la corte de Otón I de Alemania, emperador del Sacro Imperio, y envió embajadores  a Constantino VII, emperador bizantino.


Puerta del Primer Ministro en Medina Azahara

A imitación de los califatos orientales mandó construir la ciudad palatina de Medina Azahara en la sierra morena, con magníficas construcciones, llegando a iluminar la carretera entre Córdoba y Medina, construyendo una magnífica residencia con jardines y dependencias para arquitectos, artesanos y traductores de obras griegas y latinas. 
La fastuosa mezquita Azahara, construida en el 936,  donde la corte organizaba fiestas para recibir diplomáticos, donde los lujos no faltaban, llegando a servir hielo que se traía desde los Pirineos.

Medina Azahara - Califato de Córdoba
El yacimiento arqueológico de Medina Azahara está declarado "bien de interés cultural en la categoría de monumento" desde el año 1923.. En 2015 "Madinat al-Zahra" fue inscripto en la Lista Indicativa de España del Patrimonio de la Humanidad, en la categoría de bien cultural.

El año 939 en la Batalla de Simanas, los ejércitos musulmanes no pudieron detener a los castellanos y aliados cruzados al mando de Ramiro II de León. Con los castellanos combatieron caballeros franceses, alemanes, italianos, que con indulgencia plena papal combatían en la cruzada contra los musulmanes.

A su muerte Abderramán III dejó por legado un poderoso califato forjado por la fuerza de las armas, uno de los Estados más poderosos del Occidente europeo, que sobrevivió unos pocos años más.

El Califato se dividió en pequeños reinos que se llamaron Taifas, los que tenían combates entre sí y con los reinos cristianos, que aprovecharon a avanzar sobre el Islam. En la Batalla de Simancas Abderramán fue incapaz de reducir a los reinos cristianos del norte de España.


Averroes (Ibn Roshud)
(1126 - 1198)

Su idea de que la razón prima sobre la religión le obligó a exiliarse en 1195 por orden del califa almohade Abu Yusuf Yaqub al-Mansur. Sostenía que las verdades metafísicas pueden expresarse a través de la filosofía y de la religión.
Sus ideas fueron interpretadas por los pensadores cristianos como "teoría de la doble verdad". Mantenía que el mundo no tiene principio y que el alma individual humana emana del alma universal unificada.

Tuvo gran influencia en la filosofía occidental. Escribió durante treinta años sobre Aristóteles, comentando sus obras, a excepción de "política". Ensayó sobre estética, ética, lógica y zoología.
Los comentarios de Averroes renovaron el interés de Occidente por Aristóteles, cuyos trabajos habían sido ampliamente ignorados, o perdidos, desde el siglo VI.
Sus textos fueron traducidos al latín y al hebreo, ejerciendo su influencia tanto en la filosofía cristiana como en la judía durante la Edad Media. Averroes es un ejemplo de cómo las religiones constituyen tradiciones dinámicas y evolutivas, a menudo modeladas por influencias epistemológicas provenientes de la filosofía.



Maimónides (Rabí Mosheh ben Maimon)
(1135 - 1204)

Conquistada Córdoba en 1148 por los almohades, impusieron las leyes del Islam tanto a cristianos como a judíos, Maimónides se exilió con su familia en Egipto, donde fue el rabino principal de El Cairo y médico del sultán Saladino.
Los judíos lo llaman el Segundo Moisés. Su utilización de un método alegórico, aplicable a la interpretación bíblica, que minimizaba el antropomorfismo, fue condenada durante varios siglos por muchos rabinos ortodoxos.
En "Guía de perplejos", intentó armonizar fe y razón. La obra tuvo una gran influencia en filósofos cristianos como santo Tomás de Aquino.
Su fama como médico igualaba a la de filósofo y autoridad en la ley judía. Además escribió sobre astronomía, lógica y matemáticas.



Santiago de Compostela

Con Jerusalén y Roma, Santiago de Compostela es uno de los tres lugares que reciben peregrinos, ya que en la Iglesia se encuentra el sepulcro del Apóstol Santiago el Mayor, que se veneran desde 820 / 835.


Hostal de los Reyes Católicos - Santiago de Compostela

Primero se estableció una comunidad eclesiástica permanente al cuidado de los restos, formada por el Obispo de Iria (A Coruña - Galicia) y los monjes del Monasterio de San Pelayo de Antealtares (se llama así en memoria de un niño llamado Pelayo martirizado por los musulmanes).
Actualmente, es un convento español de monjas benedictinas de clausura.

Ordoño II de Galicia (871 - 924) en 915 decretó que cualquiera que permaneciera en Santiago de Compostela cuarenta días sin ser reclamado como siervo pasaba a ser considerado como hombre libre con derecho a residir en Compostela
Por lo que Santiago de Compostela se llenó de peregrinos que se afincaron en el lugar.

Los cristianos difundieron la idea que los musulmanes eran sanguinarios y despiadados, que no combatían con nobleza, como lo hacían los caballeros.
Evidenciaban esta actitud musulmana en las armas, muy especialmente en el uso de la espada:

La cimitarra o espada árabe es curva y más liviana, con un solo filo y con empuñadura protectora de metal. El acero procedía de Damasco.
La espada castellana reproduce una cruz en su empuñadura.

Los ingleses adoptaron el sable curvo de los musulmanes, considerada por los españoles como un arma impropia de caballeros.
El General San Martín, héroe argentino, que con su ejército derrotó a los españoles, independizando Argentina, Chile y Perú, utilizó un sable sarraceno (shamshir) confeccionado en Inglaterra, no muy bien visto por los católicos, al igual que San Martín, porque era mestizo.

 El sable sarraceno no era propio de Caballeros.

Espada castellana
Sable musulmán - Cimitarra

A partir del triunfo de Covadonga, en el año 722, se iniciará un lento pero persistente avance hacia el sur. Surgieron los reinos de Asturias, León, Navarra, Portugal, Castilla y Aragón. Finalmente, en 1492, en tiempos de los reyes católicos, se produjo la toma de Granada, último bastión musulmán, y que pondrá fin a la reconquista.

Los nuevos monasterios fueron ganando espacio, y se convirtieron en dominio económico de las tierras conquistadas, y también en centros de erudición.
Los monjes no fueron analfabetos como el resto de la población, y estuvieron ligados a los señores feudales. Estos señores feudales peleaban entre sí, a veces con mercenarios sarracenos.

Con el avance de la Reconquista iniciada por los cristianos de las montañas del norte peninsular, el nombre de Al-Andalus se fue adecuando al menguante territorio bajo dominación musulmana, cuyas fronteras fueron progresivamente empujadas hacia el sur, hasta la toma de Granada por los Reyes Católicos en 1492, que puso fin al poder islámico en la península ibérica, aunque la mayor parte de la población musulmana quedó en la península, unos convirtiéndose al catolicismo y otros, con creencias más arraigadas, marcharon a las cumbres de Sierra Nevada.


 Desfile de mozárabes - Fiesta de San Jorge en Alcoy (Valencia) - 2016



Santiago Matamoros - Santiago y Cierra España

La reconquista se vio favorecida para los cristianos por la guerra civil entre musulmanes: bereberes* y árabes, que luchaban en el Mediterráneo.
* Los musulmanes que entraron en Hispania en el año 711 no fueron solamente árabes, una parte de ellos fueron bereberes, nómades del norte de Africa convertidos al Islam. Los bereberes componían hasta un 20% de la población del territorio ocupado en la península ibérica.

La construcción de iglesias, monasterios y catedrales se realizaba en estilo románico, con la introducción de relieves en los muros. Estos relieves eran utilizados como propaganda, ya que para al pueblo iletrado se ofrecían imágenes bíblicas, destacando la lucha contra los sarracenos, a quienes identificaban con el diablo.
Los numerosos relieves que se conservan  representan a los sarracenos como criaturas demoníacas, fomentando el odio hacia los musulmanes, muchas veces pintados como negros, cercanos al infierno, instalando un racismo que perduró hasta hoy.
  
Colegiata de Santillana del Mar - La escultura de su porticada, capiteles y canecillos - evocan los temas fundamentales de la religiosidad medieval, en particular la lucha entre el bien y el mal, y la necesidad de la penitencia y el perdón para salvarse de las penurias del infierno. Este mensaje se muestra a través de alegorías y símbolos animales (leones, pelícanos, palomas, cuervos, serpientes, cabras,.....) y vegetales (manzanas, helechos, acanto, lirios, uvas, ......) así como algunas escenas humanas. 
Su interpretación puede compararse con el catecismo actual.

Santillana del Mar (se dice que no es santa, ni llana, ni tiene mar), es un municipio de Cantabria, con ruinas de tiempos prehistóricos, ya que se encuentra allí la cueva de Altamira, con pinturas rupestres que datan en una media de unos 15.000 años a.C. 

En 1445 el rey Juan II dio el señorío de la villa al primer Marqués de Santillana y a sus sucesores, los Duques del Infantado (miembros de la familia de Mendoza), creándose así el Marquesado de Santillana.
  
Santillana del Mar pertenece a uno de los ramales más antiguos del camino de peregrinación a Santiago de Compostela.

En el año 844, Ramiro I, rey de los astures, se opuso al reclamo de un tributo de cien doncellas (cincuenta nobles y cincuenta plebeyas) impuesto por los sarracenos a los reinos cristianos del norte de Iberia. Se enfrentaron en la batalla de Clavijo.

En la víspera de la batalla, el apóstol Santiago se apareció en sueños a Ramiro, comunicándole que había sido designado Patrón de las Españas. Los cristianos comienzan a combatir al grito de "Dios está con Santiago" matando a más de cinco mil moros en la batalla.

En la reconquista, y también en América, un grito de guerra español fue "Santiago y cierra España!", con origen presumible en Santiago Matamoros. Cierra, en términos militares, es una orden de ataque.



La Peregrinación a Santiago de Compostela


Roma y Jerusalén mantenían prestigio en la comunidad cristiana por ser los lugares donde finalizaban las travesías de devotos caminantes de los países occidentales que visitaban la ciudad del Sumo Pontífice para recibir su bendición y adquirir reliquias de mártires, y Jerusalén para recorrer lo que se llamaron los Santos Lugares donde predicó Jesús y sus apóstoles.


Santiago el Mayor (también llamado Jacobo), era el hermano mayor de Jesús, y fue el apóstol más cercano a Jesús. 

Después de la muerte de Jesús se le encomendó a Santiago predicar en Hispania, y llegó a un puerto del sur aprovechando el cuantioso tráfico marítimo romano. A través de Portugal llegó al norte de la Península Ibérica, el lugar más apartado del imperio.
Dos años después regresó a Jerusalén, donde el sumo sacerdote y sus colegas, alarmados por el crecimiento del mesianismo militante, y el temor a represalias romanas, exigieron que Santiago fuera disuadido de su afirmación de que Jesús de Nazareth era el Mesías. Éste se niega con la consecuencia de ser condenado a muerte.
Los historiadores concuerdan en que fue ejecutado por lapidación en Jerusalén en el 64.



La leyenda indica que sus discípulos recogieron los restos del santo y los trasladaron en una barca sin timón, que Dios guió desde Palestina hasta las costas gallegas, donde fue enterrado.





Sobre la tumba se levantó un mausoleo según el modelo de las necrópolis romanas, formado por una pequeña construcción rodeada de columnas, cuyos restos permanecen en el subsuelo de la Catedral. En el mausoleo también se encontraron otras dos tumbas atribuidas a sus discípulos Atanasio y Teodoro. Eran tiempos turbulentos, y la persecución de los cristianos llevó a que el mausoleo cayera en el olvido, hasta que un oportuno milagro lo hace reaparecer en el siglo IX, cuando empieza la lucha para reconquistar la Península a los musulmanes. Será en este siglo cuando el rey asturiano Alfonso II el Casto lo declare patrono de España. El 25 de julio se instaurará, con carácter nacional, la fiesta del apóstol Santiago.

Catedral de Santiago de Compostela

Carlomagno, (Capítulo VII - El Imperio Bizantino - Carlomagno). decidió intervenir en la cruzada contra los musulmanes, fracasando en la toma de Zaragoza y en Roncesvalles.
La Peregrinación a Santiago de Compostela, que se efectuaba por mar, fue reemplazada por un camino terrestre a través de los Pirineos, intentando ocupar con francos cristianos las despobladas tierras obtenidas por la Reconquista Española.
Favoreció esta decisión a los francos, el Camino a Santiago desvió miles de peregrinos de las rutas a Roma y a Jerusalén, para beneficio de los nuevos Reinos de Asturias (720), de Navarra (824) y de León (910).

Compostela es una pequeña ciudad de 100.000 habitantes, que recibe por año 4.000.000 de peregrinos.


Navarra

Los romanos llamaron Vasconia al territorio actual de Navarra y de Euskal Herria o País Vasco, además de una zona amplia de la actual Rioja  (Capíulo VI - Las Invasiones Bárbaras - Vasconia). Se

Alta y Baja Navarra (Garaia y Beherea Nafarroa)

En la Edad Media, tuvo una importante actuación en la Reconquista, alcanzando su máximo poder durante el reinado de Sancho III. Desde entonces, Navarra fue a veces independiente y otras estuvo vinculada a Aragón o Francia. Durante la confrontación entre los Reyes Católicos y Francia en 1512, Fernando el Católico la conquistó y Navarra fue incorporada a la España unificada, aunque conservó sus fueros locales, manteniendo el Reino de Navarra,
Leonor de Aquitania

En 1607, la Navarra Baja se unió a la Francia de Enrique IV, cuyos descendientes continuaron llamándose reyes de Francia y Navarra. Las cinco comunidades de la Navarra Alta se incorporaron al reino de Castilla y continuaron disfrutando de una considerable autonomía. La transición de reino a provincia se produjo de manera gradual, hasta conseguir una total integración.

En el siglo XIX, una gran mayoría de la población apoyó el absolutismo y carlismo pero Pamplona permaneció inamovible en el bando del liberalismo. En 1841 se convirtió en provincia, aunque muchas de sus instituciones se mantuvieron y su régimen foral sobrevivió la Guerra Civil.












El Cid Campeador - Rodrigo Díaz de Vivar 
(1050 - 1099)
   
La corona de Fernando I Rey de León y Castilla fue heredada por su hijos mayor, Sancho II, y disputada por su hermano Alfonso, que fue encerrado en prisión. Pero Sancho II fue asesinado, y la corona entregada a Alfonso VI.
Rodrigo Díaz de Vivar obligó a Alfonso VI a jurar ante las Sagradas Escrituras que no tenía complicidad en la muerte de su hermano* a quien había sucedido en el trono.
* El episodio se conoce como la "Jura de Santa Gadea",

El Cid Campeador (Rodrigo Díaz de Vivar) fue un personaje histórico y a su vez legendario. Se cree que nació en Burgos alrededor de 1050.  Fue un caudillo que tenía huestes propias y combatió en las luchas entre reinos cristianos y también contra los moros (musulmanes), aunque también combatió para reinos sarracenos. Hoy se lo definiría como mercenario.

Saqueó, como vasallo o por cuenta propia, varias ciudades, cristianas y sarracenas, obteniendo una importante fortuna propia, por lo que cada vez se acercó más a la nobleza.

Poderoso caballero es don dinero
Francisco Quevedo - Poeta español (1580 - 1645).

El cantar del mío Cid
El Cantar de mio Cid es un cantar de gesta anónimo que relata hazañas heroicas inspiradas libremente en los últimos años de la vida del caballero castellano Rodrigo Díaz el Campeador. La versión conservada fue compuesta, según la mayoría de la crítica actual, alrededor del año 1200.

Desterrado de Castilla, guerreó por su cuenta contra los musulmanes y tomó la ciudad de Valencia en 1094. Después de numerosas campañas, y de haber servido a ejércitos cristianos y también a sarracenos terminó como gobernante de Zaragoza, ciudad que había conquistado en 1094.



El Cid Campeador sobre su famoso caballo Babieca.
Estatua en el centro geográfico de la ciudad de Buenos Aires
  
El Cid es el héroe moral de una nación, personaje virtuoso, con piedad religiosa y amor por la familia, valeroso e inteligente guerrero.
Se nos presenta como un gran héroe que supera su destierro haciendo lo posible y lo imposible por volver a gozar de la confianza del rey, su principal valor es la búsqueda del honor.



Del Cantar del Mio Cid (anónimo):
Mío Cid Ruy Díaz por Burgos entraba,
En su compañía, sesenta pendones llevaba.
Salíanlo a ver mujeres y varones,
Burgueses y burguesas por las ventanas son,
Llorando de los ojos, ¡tanto sentían el dolor!
De las sus bocas, todos decían una razon:
¡Dios, qué buen vasallo, si tuviese buen señor! *

 * Verso que refiere al injusto destierro del Cid de la corte de Alfonso VI


El Cid Murió en Zaragoza en 1099. 
 .  
  
Alfonso VI
(1047 - 1109) 


Alfonso Rey de León, se anexiono los territorios de AlavaVizcaya y parte de Guipúzcoa,  adoptando en 1077 el título de Imperator totus Hispaniae (Emperador de toda España).
Fue coronado en la Catedral de León, y entre otros, recibió homenaje de  su cuñado Ramón Berenguer IV, Conde de Barcelona.
Conocido por el sobrenombre de el Bravo, conquistó Toledo, pero tras la llegada de los almorávides (de grupos nómadas provenientes del Sáhara) España tuvo que adoptar una posición defensiva. 
La consolidación plena del reino de León y Castilla en la Edad Media se dará bajo el reinado de Alfonso VI, sobre todo a raíz de la conquista de Toledo. El avance contra los musulmanes continuará hacia el sur en los siglos posteriores.
A través de sus contactos con la Orden de Cluny (reforma de la orden benedictina, ubicada en Borgoña) y con Roma amplió la penetración europea en sus Estados, llegando influencias culturales romanas y francesas,  y también llegaron a Castilla muchos caballeros de todos los países cristianos a luchar contra los sarracenos.

Los Estados heredados por Alfonso VI en 1065 tenían frontera con la Taifa de Badajoz, contra la que el monarca lanzó al menos dos expediciones en 1068 y la hizo tributaria y en 1074 volvió a dirigirse a Andalucía en busca de parias (tributos que los reyes de las Taifas de España pagaban a los reyes cristianos). 
También Alfonso VI recibía impuestos de reyes cristianos, que contribuían a mantener un ejército de caballeros. Aunque la financiación de las guerras se producía a través de las parias.

La idea imperial, a la muerte de Alfonso VI fracasó. León y Castilla se separaron, pasando cada uno de estos territorios a diferentes hijos de Alfonso VI.

Portugal se independizó de Castilla. El reino, como condado dependiente de Castilla, fue dado a la infanta Doña Teresa, hija de Alfonso VI, en concepto de dote de boda con Enrique de BorgoñaAlfonso Henriques, hijo de doña Teresa, se convertiría en el primer rey portugués.

Urraca I de León (La Temeraria), hija de Alfonso VI, le sucedió en el trono de León. En 1095, Urraca contrajo matrimonio con Raimundo de Borgoña, un noble que llegó a León respondiendo al llamado que Alfonso VII, hijo de Doña Urraca realizó a la cristiandad europea con la intención de organizar una cruzada contra los almorávides que asolaban sus reinos.


Panteón de Reyes de San Isidro de León - Sepulcro de Doña Urraca la Temeraria

La invasión de los almohades a partir de 1146 obligó a Alfonso VII a fortificar la frontera y a aliarse con el almorávide Ibn Ganiya para organizar la resistencia. Su empresa más espectacular fue una gran expedición en la que llegó hasta Córdoba (1144) y tomó Almería (1147); los almohades recuperaron este importante puerto en 1157 y Alfonso murió cuando regresaba de aquella batalla.



Cantabria (Cántabros - los primeros castellanos)

Después de la entrada de los sarracenos en la península ibérica, sólo las regiones montañosas quedaron en poder de los antiguos reinos visigodos. Algunos de los habitantes de otras regiones se habían retirado hacia esos reinos: el Reino de Asturias (astures), y el Ducado de Cantabria (cántabros).
Los reinos cristianos se lanzaron a reconquistar territorio. A partir del triunfo de Covadonga en el año 722 por las huestes de Pelayo, se iniciará un lento pero persistente avance hacia el sur. Surgieron los reinos de AsturiasLeónNavarraPortugalCastilla y Aragón. Finalmente, en 1492, en tiempos de los reyes católicos, la toma de Granada, último bastión musulmán, pondrá fin a la reconquista.

En 1063, el papa Alejandro II transformó la Reconquista española en una cruzada, al conceder indulgencia plenaria a los soldados que participaran en la toma de Balbastro, en Aragón,

A las regiones que se iban agregando a estos reinos, se llevaba el incipiente idioma castellano y también la religión cristiana, el arte románico (predecesor del gótico), y otras manifestaciones culturales. La cristiandad apoyó esta cruzada contra los infieles.
 


Don Pelayo
(685 - 737)


En el 718 los dirigentes astures reunidos en Cangas de Onís y bajo el mando de Pelayo (posiblemente visigodo), decidieron rebelarse negándose a pagar impuestos exigidos. Después de librar una guerra de guerrillas, en el 722 se produce la Batalla de Covadonga, una emboscada tendida por los astures que aniquiló a una partida, siendo la primer derrota de los sarracenos en Iberia. Un viejo dicho asturiano dice "Asturias es España y lo demás tierra conquistada."

Las tierras que ocupaban los cristianos eran colonizadas con inmigrantes de todos los reinos cristianos y con esclavos sarracenos y judíos.
El reparto de la tierra que se iba reconquistando benefició a la nobleza guerrera, que fue acumulando grandes posesiones que dedicarían sobre todo a la ganadería. Había musulmanes que permanecían en los territorios cristianos. Se los llamaba mudéjares y se dedicaban a la agricultura y a la pequeña industria.


Procesión Almudéjar - En Alboraia (Valencia) - 2012

También era numerosa en estas zonas la comunidad judía que se dedicaba al comercio, los préstamos y al artesanado. 
Los musulmanes y los judíos eran tan numerosos en algunas zonas como los cristianos.

  
Navas de Tolosa
(1212)

Alfonso VIII de Castilla, apoyado por Sancho VII de Navarra y Pedro II de Aragón, conformaron un ejército cristiano que derrotó a los moros en 1212, cerca de Toledo,  Fue la batalla más importante de la llamada reconquista española. 

El papa Inocencio III, a solicitud de Alfonso VIII declaró una cruzada, por lo que acompañaron al ejército cristiano caballeros franceses y de otros países de Europa. 
Caballeros de León y de Portugal se unieron voluntariamente a esta cruzada, aunque los reyes de León y de Portugal no intervinieron (Inocencio III amenazó con la excomunión a quienes alteraran la paz en Castilla mientras sus caballeros luchaban contra los musulmanes). 
La batalla de Las Navas de Tolosa, fue ruinosa para los almohades, que quedaron reducidos al Reino de Granada. 

 ----------------------------------------------------------------------------------------------------------------


Los Sajones

La segunda gran invasión al imperio la protagonizaron los francos, los jutos, los anglos y los sajones.
Los sajones fueron un pueblo germánico que originalmente ocupaba la región que hoy es la costa del Mar de Norte. Debieron abandonar la costa después de varios años consecutivos de inundaciones y violentas marejadas que dejaron inhabitable la región.
Los romanos abandonaron Britania romanizada, dejando pequeñas guarniciones en los fuertes. Los britanos sufrían periódicas invasiones de los pictos (escoceses). Alrededor del 450, el rey británico Vortigern contrató a mercenarios sajones para organizar la defensa de Britania. Viajaron en tres buques y corrieron a los pictos que no incursionaron más. Vortigern los dejó establecerse en la Isla de Thanet con su pueblo.

A continuación se trasladó a Britania un gran contingente de sajones, así como de anglos, jutos, frisones y posiblemente francos,

Invasiones de pueblos germánicos a Britania

La información sobre los primeros tiempos de las invasiones anglosajonas está encubierta por una leyenda: Los sajones agredieron violentamente a los britanos, matando a muchos de ellos y a las guarniciones romanas, mientras que Vortigern se enamora de una sajona, Rowena.
Los sajones salvajemente desplazan a los britanos hacia el oeste, hacia Gales, y Vortigern es derrocado por su hijo Vortimer, que lidera la oposición contra los sajones hasta su muerte (envenenado por Rowena). Vortigern recupera el trono a la muerte de su hijo.
La batalla del Monte Badon (Badon Hill) fue una batalla en la que las fuerzas britano-romanas, comandadas por un general romano, Ambrosio Aureliano, derrotaron a los anglosajones alrededor del año 500.
Esta victoria británica se atribuye al legendario rey Arturo.
En sucesivas batallas, los sajones logran apoderarse de Britania, a excepción de Gales. formando reinos que se conocieron como Heptarquía.

Heptarquía



Los límites de los reinos no son precisos, como tampoco la cantidad de reinos. El concepto de heptarquía anglosajona es convencional entre historiadores y cubre un oscuro período histórico desde el año 500 hasta aproximadamente el año 850, cuando reina en Inglaterra Egberto de Wessex

Es el tiempo del semilegendario rey Arturo y los Caballeros de la Tabla Redonda.
 

Los Vikingos

Las Sagas Vikingas

En la antigüedad escandinava se llamaba saga a las leyendas sobre seres heroicos o mitológicos como las que de hecho aparecen en las Eddas (Las Eddas son recopilaciones de historias relacionadas con la mitología nórdica).
Una saga es una narración oral o escrita que presenta las vivencias de varias generaciones de un mismo grupo familiar.
Las sagas nórdicas son un tipo de obra literaria que surgió en la Edad Media, entre los siglos XII y XIV. Son un tipo de narración en prosa producida principalmente en Islandia, y casi siempre anónimas, aunque hay excepciones. Estas sagas tuvieron una gran aceptación en los países nórdicos, y a menudo, hablan de gestas de diversos héroes reales o legendarios, en su gran mayoría islandeses o noruegos, creando en las sagas nórdicas una genealogía que frecuentemente se remonta a sus dioses.
La historia de los vikingos, que no poseían escritura, está contenida en los escritos ingleses y en sagas que se volcaron a escrituras en los siglos XI y XII, Todas las sagas provienen de Islandia.

Olaf el Vikingo -

Las Runas Vikingas

Las Runas vikingas son uno de los más antiguos alfabetos mágicos conocidos entre las tribus nómadas, anteriores a la Edad de Bronce. Los pueblos nórdicos utilizaron estos símbolos para comunicar y dejar constancia de sus hazañas, aunque más antiguo aún fue su uso mágico y oracular.
Las piedras con inscripciones no son runas. Las runas son las inscripciones en sí mismas, los signos. Tampoco son un simple alfabeto. Al igual que los ideogramas chinos o las letras hebreas, las runas expresan ideas y conceptos complejos.
Ellas aluden a deidades e invocan sus poderes, cualidades y propiedades. Si bien es cierto que en sus inicios tenían una finalidad puramente mágica, con el tiempo se convirtieron en un alfabeto en el sentido estricto de la palabra.

En el Norte de Europa se han encontrado signos "rúnicos" de protoescritura en grabados sobre rocas y diversos utensilios. Recién en el Siglo II a de C., cuando Cimbros y Teutones entran en contacto con los alfabetos etrusco y latino, se estructura un alfabeto como tal, conocido como Futhark Antiguo llamado así en razón de las primeras seis letras que lo componen.

Runas formando el logo de las SS hitletienasLas SS representaron un halo de misticismo espiritual y esotérico en la cultura del Tercer Reich. Dentro de este mundo mágico creado por la “Orden Negra” las runas antiguas jugaron un papel muy especial.


Mitología Vikinga
 
La mitología vikinga era una colección de historias y creencias compartidas por los pueblos vikingos y germánicos del norte. Ella fue transmitida de generación en generación, principalmente a través de la poesía. Esta mitología vino a nosotros a través de textos medievales escritos durante y después del proceso de cristianización de la región. Otra fuente importante de conocer la mitología vikinga fueron las Edas (conjunto de textos encontrados en Islandia que presentan personajes históricos y mitológicos). La transmisión del mito se mantuvo durante la época vikinga.

Los vikingos suponían que el mundo era un disco plano, y que los dioses vivían en Asgard, ciudad amurallada. Como en todas las religiones, los dioses entregaron su inteligencia a los humanos. Los muertos en combate compartían el Valhalla con los dioses. En el Valhalla se compartían orgías, banquetes en los que se bebía hidromiel y los vikingos era atendidos por valkirias, hermosas mujeres, deidades menores sirvientes de Odin, el supremo de los dioses y de las diosas.
Thor es el dios de las tormentas. En su fragua trabajaba el hierro, y podían verse las chispas en forma de relámpagos, y los truenos se debían a los golpes de su martillo. Thor es el hijo mayor de Odin,  Frigg, esposa de Odin, es la diosa del amor y de la fertilidad, diosa del cielo, de la fertilidad, el amor, el manejo del hogar, el matrimonio, la maternidad, las artes domésticas, la previsión y la sabiduría. El día viernes debe su nombre en inglés a esta diosa (fryday). Bragi, hijo de Odin y Frigg en algunas versiones de la mitología vikinga, es el dios de la poesía y de los bardos (trovadores escandinavos) Bragi es el esposo de la diosa Idun, que posee las manzanas de la juventud. que necesitan los Ases para no envejecer.
Balder es el dios de la sabiduría e imparte justicia. es el dios de la paz, la luz y el perdón, y el segundo hijo de Odín. Dagr es el dios del día.

Frey (Freyr) era el dios de la lluvia, del sol naciente y de la fertilidad. El dios favorito de los elfos. Frey está especialmente asociado con Suecia y considerado como un antepasado mitológico de los reyes de la casa real sueca.

Ran: En la poesía mitológica apenas aparece, pero está escrito que ahogarse es más o menos lo mismo que caer en las manos de Ran. Ella es la soberana del reino de aquellos que murieron ahogados y residen junto a ella en el fondo del mar. Loki es el dios del fuego.

Los enanos poseían una inteligencia superior a los humanos y podían predecir el futuro. Los jotuns eran gigantes con poderes que generalmente se oponen a los designios divinos. Los inmortales elfos, que vivían en los bosques, dotados de poderes mágicos, son representados como hombres y mujeres jóvenes, de gran belleza, que viven en cuevas o fuentes. Se los consideraba como seres de larga vida o inmortales y con poderes mágicos.
Las norns eran diosas de la providencia: controlaban el presente. el futuro, la suerte, la desgracia y el pasado.
La mitología contemplaba la existencia de animales fabulosos, como Fenrir, un lobo gigante, o Jörmundgander. una enorme serpiente de mar.


Nave Funeraria (drakkar) de Oseberg 

El barco de Oseberg es un barco vikingo descubierto en un extenso montículo funerario cerca de la granja Oseberg, en la región de de Tønsberg (Vestfold, Noruega). Fue desenterrado por arqueólogos escandinavos entre 1904 y 1905. El barco y su contenido pueden visitarse en el Museo de barcos vikingos de Oslo.
Es uno de los barcos construidos por los vikingos en maderas de roble y considerado uno de los más veloces, resistentes y mejor preparados para navegar el Océano Atlántico, alrededor del siglo IX. Tiene 22 metros de eslora y cinco metros de manga, un palo de 10 metros y con una vela de 90 metros cuadrados navegaba hasta 19 nudos (35 km/hora).
El examen del casco del barco de Oseberg revela rastros de desgaste, fatiga y reparaciones, lo que demuestra que fue utilizado durante largo tiempo, antes de utilizarse como sepultura.
Los vikingos usaban los barcos estilo drakkar (dragón) como el hallado en Oseberg como tumbas de personas de importancia. El barco contenía los restos óseos de dos mujeres, de 65-70 años y de 25-30 años, se supone que una de ellas fue sacrificada para acompañar en su muerte a la de mayor rango, presumiblemente una sacerdotisa.

Drakkar vikingo
 

Los Vikingos en Europa

Sus incursiones por Europa a partir del siglo IX eran desoladoras. Procedentes de Escandinavia (actuales Noruega, Suecia y Dinamarca), en busca de nuevos asentamientos para su creciente población, atraídos por el desarrollo de las culturas occidentales, atacaron desde el mar a poblaciones feudales que no ofrecían resistencia.
Después de Carlomagno no existió un ejército centralizado, y menos una fuerza naval para contener las incursiones de los dakkars vikingos, que podían desplazarse velozmente y remontar ríos por su bajo calado. 
Durante los dos siglos siguientes a sus primera incursiones provocaron terror entre las poblaciones europeas, saqueando y destruyendo, al mismo tiempo que húngaros, ávaros, pueblos árabes y eslavos trataban de conquistar el continente europeo cristiano.
Los vikingos robaron plata y oro de iglesias y conventos medievales, esclavizaron poblaciones, sin oposición armada, debido a la descentralización política del feudalismo, y a la vacilación pacífica de la Iglesia, que sólo ofrecía rezos y oraciones frente a estos bárbaros con hachas de guerra.
Los pueblos luchaban con sus dioses. Si triunfaban en una batalla, debía ser porque sus dioses eran más poderosos que los dioses enemigos.
Cómo podía vencer Jesucristo sacrificado en una cruz, al formidable Odin, acompañado de Thor y otros dioses guerreros?


Los vikingos poseían varios tipos de naves: los veloces dakkars, largos y estrechos que transportaban armas y guerreros y las naves de carga knarr, de manga más ancha y de diversos tamaños (entre 6 y 32 remeros), para transportar botines y esclavos.

Su primer saqueo al monasterio de Lindisfarne (Nortumbria) en 793, llevando copones, cálices, incensarios, custodias y otros elementos de liturgia (preferían la plata al oro) y frailes sobrevivientes como esclavos, extrañando que no combatían. Tomaron predilección por atacar conventos de monjas y realizar atracos en los domingos y fiestas religiosas con el pueblo reunido en el templo.
Tal fue la violencia del ataque a Lindisfarne, que se hizo común entre los cristianos la siguiente oración: “furare normannorum libera nos, Domine” (De la furia de los hombres del norte líbranos, Señor). Lindisfarne está considerado como la primera de las muchas incursiones vikingas que asolaron Europa durante la Edad Media
No sólo se dedicaron a saquear las poblaciones vecinas, sino que también colonizaron nuevas islas y fundaron ciudades como Dublín en el año 841.
Los vikingos comenzaron saqueando sobre el este del mar Báltico. hasta el asalto en Nortumbria. Desde entonces por el oeste navegaron daneses y noruegos, colonizando Islandia (en 974) y desde alí Groenlandia. Los exploradores escandinavos llegaron a América en 1001, y se asenyaron por pocos años. Los suecos llevaron sus naves hacia el este, navegando los ríos de Rusia, alcanzando Bizancio


Los vikingos asolaron Europa desde el Mar del Norte y desde el Mediterráneo. Desde su establecimiento en Normandía, y como normandos, se establecieron en Gran Bretaña y en Sicilia. Aventureros vikingos poblaron las estepas rusas.

Finalmente los vikingos fueron dominados por el cristianismo: los misioneros cristianos  contaron con la ayuda de las mujeres vikingas, porque les ofrecían un cielo vedado a las mujeres en la religión vikinga.


Ragnar "Lothbrog"
(785 - 865)

Ragnar "Lodbrok" fue un legendario rey de Dinamarca y de Suecia en el siglo IX., pertenecía a la casa de los Ynglins, Un historiador danés, Saxo Grammaticus, y varias sagas islandesas, establecen que era hijo de Sigurd Ring, el rey sueco conquistador de Dinamarca.
Es mencionado en 44 manuscritos y en las primeras ediciones de la Saga de Ragnar Lodbrok (Ragnars saga loðbrókar) del conjunto de sagas llamadas fornaldarsögus datadas cerca de 1400. Estas sagas se encuentran en la Biblioteca Real de Dinamarca, en la Biblioteca Nacional de Suecia, en la Biblioteca Houghton de Harvard, en la Biblioteca Británica y en otras prestigiosas colecciones.
Del estudio de estos documentos y de la saga Völsunga se infiere que Ragnar pretendía ser descendiente de Odin, y que era religioso practicante. Dos matrimonios, con la guerrera vikinga Lagertha y con la reina Aslaug (Aslög), la hija de Sigurd (serpiente en el ojo) y Brynhildr.
Con Lathgerha tuvo varios hijos, y trascendió Björn (Björn Brazo de Hierro Ragnarsson),
 que navegó por Gibraltar el Mediterráneo asolando Al Andalús, Francia e Italia y con Aslaug tuvo a Ivar (el dehuesado), Hvítserk (Hastein ?), Ubbe Rögnvald.
  
129 naves vikingas, con 5000 tripulantes, al mando de Ragnar (Lodbrok era un apodo) se dirigieron a saquear en las inmediaciones de la desembocadura del río Sena, remontando el río hacia París, asaltando la abadía de Saint-Ouen de Rouen y otros monasterios. En esos tiempos los vikingos dirigidos por Ragnar Lodbrok sembraron el terror en Europa, especialmente sobre el Imperio Franco y sobre Inglaterra,
En el 845 tomaron París. París fue devuelta a los francos a cambio de 7000 libras de plata por abandonar la ciudad, que no fue saqueada.
Esto estableció un precedente: los sanguinarios escandinavos continuaron atacando, incluyendo nuevos asaltos a la castigada París
En el año 865 Ragnar organizó una nueva excursión a Nohthumbria, sin poder reunir muchos guerreros. En sus ansias por saquear y exigir rescates, se apresuró y sólo equipó dos knarr que naufragaron en la costa inglesa. El rey Aelle pudo reunir un ejército con sobrevivientes de los pueblos masacrados por Ragnar, este  numeroso ejército finalmente rodeó a Ragnar y sus hombres, apresando a Ragnar para arrojarlo a un pozo lleno de serpientes venenosas que provocaron su muerte.
Al conocer la muerte de su padre, los hijos de Ragnar juraron venganza y con una flota devastaron Nortumbría, encarcelando al rey AElia y sometiéndolo a suplicio.
Una tortura vikinga se denominaba el "águila de sangre": El verdugo quebraba por la espalda del reo las costillas junto a su espina dorsal dejando a la vista sus pulmones que continuaban con la respiración. Los mismos se colocaban como alas sobre sus espaldas, provocando una inimaginable lenta muerte por asfixia.
Presumiblemente esta tortura no existió, aunque fue descripta en sagas en tiempos cristianos, por autores que quisieron exacerbar la crueldad vikinga.

En el 802 vikingos atacaron en el oeste de Escocia el monasterio fundado por St Columa en la Isla de Iona, repitiendo el ataque en el 806, matando 60 personas.
Em el 807 los vikingos asaltan la isla de Inishmurray, en la costa noroeste de Irlanda. En el 835 invaden la isla de Sheppey (en Kent).
Un ejército de vikingos desembarcó de 35 barcos en Devon (suroeste de Britania) en 836, en la Batalla de Carhampton derrotaron a Egbert, rey de Wessex.
En 838 Egbert derrotó en la Batalla de Hingston Down a los vikingos, que se habían aliado con el pequeño reino de Cournualles, que perdió su independencia sometiéndose a Wessex.
Una expedición danesa desembarcó en Plymouth y fue contenida por fuerzas de Devon.

Ethelwulf derrotó a un ejército danés que había llegado al Támesis y Athelstan (hijo de Ethelwulf derrotó a una flota danesa.
En 865, al mando de los hijos de Ragnar, Hvitsärk (Halfdan Ragnarsson), Ubbe Ragnarsson e Ivar Ragnarsson (Ivar el deshuesado), desembarcaron en East Anglia, conquistando Northumbria en 866, y un año después East Anglia. En 867 los vikingos ocuparon York.
En 871 un gran ejército vikingo llegó desde Escandinavia, y los ejércitos vikingos conquistaron Mercia, asentando colonos vikingos en las tierras ocupadas. En 874 y en 877 ingresaron nuevos colonos. Los vikingos hicieron de York la capital de su reino en Inglaterra. Lo llamaron el Reino de Jorvik.

Halfdan dirigió un ejército hacia el noirte, y Guthrum (después llamado Æthelstan) otro ejército hacia el sur, que se enfrentó con Alfredo el Grande (desde 871 rey de Wessex).



Olaf el Vikingo

Ataque a Sevilla
(844)

Björn Ragnarsson, hijo de Ragnar, enterado de las riquezas que suponía heredadas del Imperio Romano, y de la existencia del estrecho de Gibraltar, decidió saquear en el Mediterráneo.
Después de asolar las costas atlánticas de la Península Ibérica, remontó el Guadalquivir y tomó Sevilla. El emir cordobés Abd ar-Rahman II envió un ejército que recuperó Sevilla y las vikingos dejaron Al-Andalus.
Previendo otras incursiones, los musulmanes construyen barcos y fortificaciones para defender sus costas. No obstante, los vikingos, atraídos por las costas mediterráneas, regresan en el año 859.


Los Vikingos en el Mediterráneo
(859- 862)

Entre el año 859 y 862 tuvo lugar la segunda expedición vikinga al Mediterráneo, uno de los ataques vikingos más espectaculares. Björn Ragnarsson y Hastein Ragnarsson, hijos de Ragnar, con 62 dakkars rodearon la península ibérica. Saquearon Iria Flavia (Padrón - A Coruña) y fueron rechazados en Santiago de Compostela. Saquearon Algeciras, Nador (Marruecos), Mallorca, Formentera y Menorca (Baleares), deteniendo sus correrías para pasar el invierno en el delta del Ródano, continuando un impresionante raid de saqueos.
Durante la primavera del año atacaron Valence ( Auvernia-Ródano-Alpes), después navegaron hacia el este, destruyendo la ciudad de Luna (norte de Italia) y saqueando Fiesole, Pisa y Florencia,
Regresando con solo 20 naves en 861 con un impresionante botín, fueron perseguidos por la flota de Al-Andalus, saquearon Pamplona, capturando a su rey, por el que consiguieron un importante rescate.
  

El Sitio de París
(885 - 886)

El ejército vikingo pudo haberse formado con los grupos vikingos que liderados por Ragnar Lodbrok. Este numeroso ejército atacó París, saqueando Ruan y otras ciudades en el año 845.
En las afueras de París, en le abadía de Saint-Germain-des-Prés, un monje benedictino, Abbo, una década después del asedio, documentó los sucesos:
París fue atacada por vikingos en 845 (Ragnar) y en 857. 861 y 865. En 882 tras la muerte de Luis III de Francia el reino se disgregó. Los vikingos aprovecharon la situación, saqueando Ruan y organizaron la toma de París.
Dirigidos por Siegfried, avanzaron con 700 naves sobre París, defendida por el futuro Odón de Francia (el conde Eudes). Una torre sobre el Sena resistió (según el cronista con sólo 200 hombres) a un ataque de 40.000 vikingos, armados con balistas (especie de ballestas gigantes) y torres de asalto. Esto posiblemente sea exagerado.
Los vikingos por tres días consecutivos mantuvieron un asalto a las defensas de París, aunque una oportuna salida de los sitiados les obligó a cambiar de orilla del Sena el campamento y a reconstruir máquinas de asedio inutilizadas por los franceses.
Los vikingos construyeron más torres de asedio de madera para atacar las torres de la ciudad. Las torres de asalto fueron incendiadas por los defensores,
París resistía, pero apareció la peste. El emperador carolingio Carlos el Gordo (Carlos III, que había reunificado el Imperio Franco) negoció con los vikingos, permitiéndoles remontar el Sena hacia Borgoña (que no reconocía a Carlos III como rey), y pagar un tributo (danegeld), de 7000 libras de oro y plata.
Los parisinos, en desacuerdo con el tratado, impidieron el paso de las naves vikingas, que fueron transportadas por tierra sin pasar por París.
En 887 el líder de los parisinos, el conde Odón (también conde Eudes), fue proclamado Rey de Fancia, reemplazando a Carlos el Gordo.


Horik I (Horik el Viejo)
(790 - 854)
Desde el año 827 y hasta el año 854, este rey de la marca danesa (Dinamarca) guerreó contra los reinos cristianos: El hijo y sucesor de Carlomagno, Ludovico Pío, logró contenerlos. Mientras los herederos de Carlomagno provocaban guerras civiles y repartían feudos, los vikingos atacaron Utrecht y Amberes. En 837 remontaron el Rin y alcanzaron Nimega, cuyo rey, Rorik, les exigió el wergeld (compensación por asesinato) como pago de los numerosos asesinatos de anteriores expediciones.
Ludovico Pío reclutó un gran ejército y marchó contra los invasores; aunque estos huyeron, no sería la última vez que amenazaran la costa septentrional del Imperio. En 838 los vikingos reivindicaron la soberanía sobre Frisia. Tras un año de negociaciones, los francos y los vikingos firmaron un tratado con el que quedaba resuelto el conflicto. El emperador, Ludovico Pío, ordenó la construcción de una importante flota en el Mar del Norte e impuso su autoridad sobre Frisia.

Después del saqueo de Sevilla en 844 abd al Rahman, emir de Córdoba, envió una misión de paz a Horik I, estableciendo relaciones entre Al-Andalus y Dinamarca.
En el año 845, 600 barcos daneses navegaron por el río Elba, siendo repelidos por las tropas de Luis el Germánico (Rey de Baviera, hijo de Ludovico Pío). 
En el año, 854 con 600 naves destruyeron la catedral de Hamburgo.


Danelaw

Promediando el siglo IX y hasta comienzos del siglo XI se instaló el Imperio Vikingo en Inglaterra, llamado Danelaw., que ocupaba aproximadamente el territorio de East Anglia. 
En 886 el Rey Alfredo de Wessex y Guthrum establecieron límites entre daneses e ingleses después de la Batalla de Edington (878).

Danelaw
  
Wessex

Alfredo el Grande fue el primer rey de Wessex que se autoproclamó rey de los anglosajones y resistió la invasión danesa, con los que fijó un tratado estableciendo fronteras.
Los reinos se fueron unificando, desde el rey Athelstan de Wessex, la disgregación de Mercia y la sumisión de Nortumbría en el reinado de Edgardo el Pacífico.

La religión de los britanos celtas, de irlandeses y escoceses fue cristiana. Los sajones se fueron convirtiendo al cristianismo, en muchos casos la nobleza sajona lo fue adoptando al casarse con cristianas.


Alfredo el Grande
(849 - 899)

Los invasores bárbaros solicitaban tierras. Cuando se afincaban comenzaban a compartir culturas, y muchas veces religiones. Nada impedía entonces ocupar otras tierras para nuevos colonos y pretender participar del poder.

Dirigido por Guthrum, un ejército de daneses se mudó a Wareham en Dorset, donde se encontraron con un nuevo ejército proveniente de Escandinavia.. Alfred atrapó al ejército y exigió rehenes a cambio de un asentamiento pacífico.
Los daneses se dividieron, la mitad huyendo a Exeter, donde sitiaron la ciudad, mientras que la otra mitad escapó en sus barcos pero se ahogó en los mares. Los de Exeter se vieron obligados a rendirse y fueron trasladados a Gloucester, cerca de Gales.
Después de Exeter. Alfred esperaba que los problemas con los daneses hubieran terminado, pero nuevamente liderado por Guthrum, los daneses tomaron Exeter. Alfredo sitió la ciudad y los daneses se retiraron a Mercia.

Alfredo se ubicó en Chippenham, que en epifanía fue atacada por las tropas de Guthrum (los vikingos atacaban en las festividades religiosas cristianas), Alfredo pudo huir con una pequeña tropa. Se refugió en las marismas de Somerset. Disfrazado, en los pantanos reclutaba hombres para resistir a los daneses. Una leyenda muy popular inglesa refiere que fue alojado en casa de una campesina, que sin reconocerlo le encomendó cuidar de unas tortas que había colocado al rescoldo, mientras iba por leña. Alfredo las dejó quemar. Cuando regresó la mujer comenzó a golpearlo por su negligencia, hasta la llegada de su marido que reconoció al rey. La mujer no sabía cómo disculparse, hasta que Alfredo insistió que quien debía pedir perdón era el mismo. Esta anécdota es falsa.

Alfredo merodeaba en los pantanos, y existen otras leyendas similares. Alfredo dirigió una guerra de guerrillas contra los daneses, mientras desde la isla de Athelney organizaba un ejército sajón.

En mayo de 878 este ejército derrotó a las tropas de Guthrum en la Batalla de Edington, celebrando el Tratado de Wedmore y el posterior Tratado de Paz entre Alfredo y Guthrum. Alfredo fue padrino en el bautismo de Guthrumn (tomó el nombre de Æthelstan). Los daneses volvieron a Danelaw,

Después del éxito en Edington, Alfred decidió construir una serie de aldeas o burhs fortificados para ayudar a proteger a Wessex. Estableció un sistema que proporcionó a Wessex un ejército permanente y una defensa a nivel local.
  
Los vikingos, en una nueva invasión, navegaron el Támesis, instalándose en Fulkham, lo que provocó inseguridad en Alfred, por lo que aumentí el tamaño de su armada, que atacó barcos vikingos, huNdiendo algunas y asesinando las tripulaciones de otras.

En 882, desde Fulkham los nórdicos se dirigieron a Francia, y no regresaron a Britania hasta el año 885, cuando un ejército danés desembarcó en Kent, sitiando Rochester.
Alfred con un organizado ejército obligó  a los vikingos a huir hacia el continente.
En el año 886 Alfred tomó Londres. En el año 890 murió Gutrrum, aunque los vikingos, respetando los acuerdos con Alfred, se mantuvieron en paz

Con 250 barcos, en 893, los daneses penetraron en Britania con dos ejércitos, que fueron derrotados por Edward, hijo de Alfred en la Batalla de Farnham (891).
En 895 los daneses marchan al oeste de Inglaterra refugiándose en Gales.


Edward el Viejo
(871 - 924)

Era el hijo de Alfredo y reinó en Inglaterra entre 899 y 924, Tomó el título de "Rey de los Anglos y Sajones", distinguiéndose de sus predecesores que habían sido reyes de Wessex.

Los vikingos noruegos fueron expulsados de Dublin y atacaron en Gales, Escocia y en el norte de Inglaterra
En la Batalla de Tettenhall (Staffordshire), acompañado por mercianos, Edward en Viejo venció a los daneses de York.


Normandía

El año 911 Rollo funda la dinastía normanda. después de jurar lealtad al rey frencés Carlos III * y comprometiéndose a prevenir eventuales nuevos ataque vikingos a París.
Rollo o Rolón el Caminante (Hrof Ganger), vikingo noruego, fue nombrado Duque de Normandía. Carlos el Gordo (Carlos III) pretendía desalojar del continente a los vikingos. pero no tuvo ocasión de hacerlo y los vikingos fueron llamados normandos. y hasta la fecha, todas las casas reales europeas descienden de alguna manera de Rollón el Caminante,

* Con motivo de jurar lealtad a Carlos III Rollón envió un representante a París. En la ceremonia el representante debía besar el pie del monarca. El rudo vikingo, levantó el pie del monarca, provocando que trastabillara y cayera al suelo.

En 914 Los vikingos regresan a Irlanda, estableciendo una base en Waterford. El mismo año desembarcan cerca de Lisboa, tomando prisioneros para esclavisarlos, los prisioneros fueron recuperados por una flota musulmana.
En el año 917 una flota vikinga fue derrotada por una musulmana en el estuario del río Tajo.

Mediante un costoso danegeld (impuesto danés aplicado para el pago de tributo a los expedicionarios vikingos, para evitar el saqueo y piratería en tierras de influencia), los vikingos se retiraron de Inglaterr
a .

   
Sven I de Dinamrca (Sven Barba Bifurcada)
(960 - 1014)

En 1013 Sven navega desde Dinamarca y sólo Londres puede defenderse. Los daneses toman Wessex. Mercia y Northumbria.
Los reyes ingleses Æthelstan II (Etelredo II el Indeciso) su mujer Emma y sus hijos Eduardo El Confesor y Alfredo) se refugian en Normandía, antes de la caída de Londres, gobernando Inglaterra desde entonces Inglaterra Sven Barba Bifurcada.



Canuto II de Dinamarca (Canuto El Grande)
(990 - 1035)

Fue rey de Dinamarca, Inglaterra, Noruega y Suecia. El 1015 invade Inglaterra desde Dinamarca y se enfrenta a su hijo Edmundo, dividiendo el reino. A la muerte de Edmundo (1016) queda como único rey.

Canuto II (Camuto El Grande);
  
Predecesor:
Edmundo II
Rey de Inglaterra
1016 - 1035
Sucesor:
Haroldo Harefoot
Predecesor:
Harald II
Rey de Dinamarca
1018 - 1035
Sucesor:
Canuto Hardeknut
Predecesor:
Olav II Haraldsson
Rey de Noruega
1028 - 1035
Sucesor:
Magnus I

En 1917 Canuto se casó con Emma, viuda de Æthelstan II (Etelredo II el Indeciso). Emma era hija del Duque de Normandía y ferviente católica. Canuto estrechó amistad con los normandos.
En 1919 Canuto se asegura el trino de Dinamarca. y se dirigió a Escocia sometiendo el reino escocés a su autoridad. Canuto muere en 1035.


Harold (según los cristianos hijo bastardo de Carnuto, de su primera mujer pagana) y Hartacarnuto o Carnuto III (hijo de Emma) gobernaron sucesivamente Inglaterra. Harthacnut murió repentinamente en 1042 (la causa probable de muerte fue un derrame cerebral," provocado por una ingesta excesiva de alcohol ", aunque puede haber sido envenenado) y fue sucedido por Magnus en Dinamarca y Eduardo el Confesor en Inglaterra. Harthacnuto fue el último escandinavo en gobernar Inglaterra.


Eduardo el Confesor
(1003 - 1066)

Fue Rey de Inglaterra entre 1043 y 1066. Hijo Canuto y de Emma (medio hermano de Hartacarnito)
Su gobierno fue impopular, por los impuestos excesivos con los que gravó a sus nuevos súbditos, ´rovocando la célebre Rebelión de Worcester en 1041 ante tales abusos. La revuelta fue sofocada duramente y la ciudad devastada; el relato de Lady Godiva se habría dado durante esta época


Lady Godiva








En un capítulo de la famosa serie de televisión Vikingos vemos como Ragnar Lodbrok utiliza una ingeniosa estratagema para entrar en París: fingir estar a punto de morir y solicitar entierro cristiano en la catedral. Una vez dentro, Ragnar sale de su ataud para sorpresa de todos, y lo que ocurre después ya es spoiler.

Este episodio sucedió en realidad, a tenor de lo que cuentan las sagas vikingas, aunque su protagonista no fue Ragnar, sino el que luego sería rey de Noruega Harald Hardrada (Harald III de Noruega). Tampoco ocurrió en París, más bien en un castillo de localización indeterminada, posiblemente en Sicilia o incluso en Asia Menor o Palestina, lugares todos ellos en los que Harald combatió para sí mismo o al servicio de otros.


Harald Hardrada - Harald Sigurdsson
(1015 - 1066)

A los quince años participó en la Batalla de Stiklestad, reclamando el trono noruego para su hermano Olaf Haraldson, siendo derritados por Canuto el Gande (Capítulo VI - Las Invasiones Bárbaras - Canuto el Grande), Rey de Dinamarca, Inglaterra y Noruega.
Harald Hardrada se exilió a Kievan Rus, participando en el ejército del Gran Príncipe  Yaroslav, hasta retirarse en 1034 a Constantinopla (al parecer, la hija del Gran Príncipe se había enamorado de Hardrada).
En Constantinopla, con sus seguidores firmó la Guardia Varega, y peleó en Asia Menor, en Sicilia, en Tierra Santa y en Bulgaria, acumulando prestigio y una considerable riqueza que envió a Yaroslav en Kiev para su custodia. 
En 1942 regresó a Kievan Rus para formar un ejército para invadir Noruega, donde el trono lo mantenía Magnus el Bueno, hijo ilegítimo de Olaf Haraldson y también rey de Dinamarca.

Magnus y Hardrada compartieron la realeza y la fortuna de Hardrada sin pelear. Un año desaoués murió Magnus, quedando Harold Hardrada como único rey de Noruega, fundando su capital, Oslo. Harald reclamó el trono danés, pero no lo consiguió e intentó conquistar Inglaterra,

Harald invadió Inglaterra en setiembre de 1066, en el reinado de Harold Godwinson, derrotsmdo a los ingleses de Northumbria y Mercia en la Batalla de Fulford, cerca de York. Se enfrentó con las tropas de Harold en la Batalla del Puente de Stamford, perdiendo su vida y su ejército. Con esa derrota terminó prácticamente la Era Vikinga. (Capítulo 

No mucho después de que Harald había renunciado a su reclamo a Dinamarca, el ex conde de Northumbria , Tostig Godwinson , hermano del recién elegido rey inglés Harold Godwinson , prometió su lealtad a Harald y lo invitó a reclamar el trono inglés. Harald avanzó e invadió el norte de Inglaterra con 10.000 soldados y 300 buques largos en septiembre de 1066, asaltó la costa y derrotó a las fuerzas regionales inglesas de Northumbria y Mercia en la batalla de Fulford, cerca de York . Aunque inicialmente tuvo éxito, Harald fue derrotado y asesinado en un ataque por las fuerzas de Harold Godwinson en la batalla del puente de Stamford, que acabó con casi todo su ejército. (Capítulo IX - El Renacimiento - La Batalla de Hastings)



La Guardia Varega


La desconfianza de Basilio en los guardias nativos bizantinos, cuyas lealtades a menudo cambiaban a otros pretendientes al trono, y la probada lealtad de los varegos, muchos de los cuales habían servido en el ejército bizantino con anterioridad, llevaron al emperador a tomar la decisión de emplearlos como guardia personal. A lo largo de los años, reclutas procedentes de Suecia, Dinamarca, Noruega o Islandia mantendrían el carácter predominantemente nórdico de la guardia hasta finales del siglo XI.

De hecho, hubo una emigración tan grande de escandinavos para unirse a la guardia que una ley medieval sueca de Västergötland dispuso la prohibición de que un ciudadano pudiese heredar ningún bien mientras se encontrara en "Grecia" (término escandinavo utilizado para hacer referencia al Imperio bizantino).5​ En el siglo XI había también otras dos cortes europeas reclutando soldados escandinavos:6​ la Rus de Kiev c. 980-1060 y Londres 1018-1066.6​

Compuesta principalmente de nórdicos durante los primeros 100 años, la guardia fue gradualmente incluyendo reclutas anglosajones que emigraban de las islas británicas tras la invasión y conquista de los normandos. En la época de Alejo I Comneno, a finales del siglo XI, la guardia estaba principalmente compuesta por estos reclutas y por "otros que habían sufrido a manos de los vikingos y de sus primos los normandos". Los anglosajones y otros pueblos germánicos compartían la tradición vikinga de extrema fidelidad (hasta la muerte si fuera necesario), y tras la conquista normanda muchos de ellos habían perdido sus tierras y habían tenido que buscar su subsistencia como mercenarios.

El más renombrado de todos sus comandantes fue Harald Haardrade, quien conquistó para los bizantinos territorios de África, Asia Menor y Bulgaria (donde fue apodado Boklgara brennir o «devastador de búlgaros»9​), además de Lombardía (Langbarðaland) y Sicilia. Posteriormente, este comandante regresó a Noruega y se convirtió en Harald III, quien murió tratando de conquistar Inglaterra, en la batalla de Stamford Bridge; con esa derrota terminó prácticamente la Era Vikinga.10​








Guardia varega


El logo de Bluetooth es la combinación de dos runas del futhark joven, hagall y berkana, equivalentes a las letras «H» y «B», que son las iniciales del nombre de Harald Blåtand (bluetooth en inglés), que fue un rey de Dinamarca en la era vikinga.


Los vikingos saquearon a partir del siglo IX las costas británicas, y se establecieron en York (Capítulo VI - Las Invasiones Bárbaras - Los Vikingos).


Islandia - República de Islandia
  
Los vikingos noruegos que conquistaron las islas Orcadas y las islas Shetland en 875 erradicaron a casi todos los miembros masculinos de la población picta. Antes de los pictos, fueron habitadas desde al menos el 3500 a.C. (existen yacimientos arqueológicos de ese tiempo).
Los vikingos hicieron de las Orcadas su cuartel general en expediciones piratas.

Olaf Tryggvason, rey de las islas convertido al cristianismo, dejó de saquear en reinos cristianos, y en 988 se casó con la hermana del Rey de Dublin, expandiendo el cristianismo por las islas británicas.

Las islas Shetland (actualmente Escocia - Reino Unido), se encuentran en el Mar del Norte (60° 18´), protegidas por la corriente del golfo. (Actualmente exportan unos 100 millones de euros por año, producidos por la pesca, importe actualmente superado por la explotación petrolera).


Las islas Feroe (actualmente Dinamarca) se encuentran desde 1948 con parlamento propio, y son representadas por dos miembros en el parlamento danés. Poseen una lengua nacional e incluso una Iglesia oficial.

Según la Saga Færeyinga, los primeros habitantes de las islas llegaron de Noruega huyendo de la tiranía del rey Harald I, hacia fines del siglo IX. También se supone que fueron pobladas por vikingos provenientes de las islas Orcadas y Shetland. Posiblemente habían sido habitadas con anterioridad (siglo VI) por monjes irlandeses.

Oslas Feroe

Islandia (República de Islandia)


De acuerdo al Landnámabók*, el primer asentamiento permanente fue fundado en Reikiavik en 874 por Ingólfur Arnarson, en el mismo lugar donde actualmente se asienta la capital islandesa. Las investigaciones arqueológicas han demostrado que en el área de la ciudad actual hubo un asentamiento en la década de 870.

* Landnámabók (Libro del Asentamiento o Establecimiento) es un antiguo manuscrito islandés que narra con mucho detalle el asentamiento de los nórdicos en Islandia.

En los siguientes años llegaron más colonos procedentes de Noruega, oriundos posiblemente de las regiones de Vestlandet y Hålogaland, pero también desde las colonias nórdicas en Irlanda, Escocia, el norte de Inglaterra, las Shetland, las Orcadas y las Islas Feroe. Posiblemente también llegaron colonos desde otras regiones nórdicas, como Suecia y Dinamarca, pero en números considerablemente menores.


Groenlandia - Descubrimiento de América

A principios del siglo X islandeses bajo el mando de Erik el Rojo descubrieron Groenlandia, convirtiéndose así en los primeros descubridores europeos de América. Más tarde, alrededor del año 1000, miembros de una expedición, liderada por Leif Eriksson (el hijo de Eric el Rojo) fueron los primeros europeos en América continental. Pero sus intentos por establecerse en el nuevo mundo fallaron. Más tarde llegaron a Islandia escoceses e irlandeses, con lo que la población islandesa alcanzó los 40.000 habitantes a mediados del siglo X.



  • 793-800: comienzan los primeros saqueos y los vikingos arrasan numerosas regiones y edificaciones. Uno de los más famosos fue el ataque al monasterio de Lindisfarne, en la costa del norte de Inglaterra.
  • 844: es la primera vez que los vikingos se asientan en España.
  • 874: Islandia fue colonizada por los vikingos en esta época.
  • 931: echan a los vikingos de las bases que tenían en el Loira.
  • 960: la cristianización acecha a esta población y Dinamarca, uno de sus feudos, es el primer  reino que se convierte a la nueva religión.
  • 982: Erik el Rojo descubre Groenlandia.
  • 1000: el hijo de Erik el Rojo, Leifr Eriksson, llega hasta América.
  • 1100: la civilización vikinga deja de existir.
  • 1397-1520: es el periodo en el que se unen los tres reinos, antiguamente feudos vikingos, Noruega, Suecia y Dinamarca.
  • Siglo XVII: los reinos ya anexionados forman parte de la Guerra de los Treinta Años.
  • Siglo XVIII: se produce la Gran Guerra del Norte, enfrentando a los reinos de Dinamarca y Noruega con Suecia, entre otros países.
  • Siglo XX: se pierden las últimas colonias que pertenecían a estos reinos y que estaban fuera de Escandinavia, muchas de ellas conquistadas por los vikingos.